Sábado, 21 de oct de 2017
Valledupar, Colombia.

No sé cómo será en otros países y en otras culturas, pero nosotros en Colombia vivimos casi todo el año añorando y esperando que llegue el mes de diciembre, el de la alegría, el de los regalos, el de los balances, el del perdón, el de la reconciliación, en fin, el mes en que queremos se nos solucione todo; en la música, es en diciembre cuando los artistas promocionan y sacan a la venta sus mejores trabajos,  y este diciembre no va a ser la excepción.

En cuanto al balance del año en lo que tiene que ver con el vallenato, hay muchas cosas para resaltar, de las cuales mencionaremos algunas, como el triunfo del sandiegano Jaime Dangond Daza como Rey Vallenato 2016; algunos compositores consolidaron su proyecto de cantar sus canciones y proyectarse como cantautores, entre ellos, Wilfran Castillo, José Alfonso “Chiche” Maestre y Gustavo Gutiérrez Cabello, quienes facturaron más que muchas agrupaciones musicales consolidadas; Silvestre Dangond anunció su migración definitiva a otros géneros y fusiones en busca de mayor internacionalización.

Las mujeres crearon con rotundo éxito su exclusivo Festival (EVAFE) y, de paso, revitalizaron la emblemática Plaza Alfonso López de Valledupar en este tipo de certámenes; allí la fundación Decuplum, encabezada por Sandra Arregoces y Hernando Riaño, se encargó de poner a las mujeres en un primerísimo nivel en la composición e interpretación de nuestra música.

Este año el Jilguero de América, Jorge Oñate, regresó por sus fueros y volvió a ubicar su sencillo Meneando la Batea, de la autoría de Andrés Beleño, en los primerísimos lugares de aceptación en el público de la Costa Caribe.

En el 2016, Martin Elías Díaz Acosta se consolidó como uno de los más grandes cantantes de nuestra musica y rebasó todos los pronósticos y estadísticas en ventas y presentaciones musicales a lo largo y ancho del territorio nacional, demostrándonos que recogió con lujo de detalles las banderas que dejó su padre.

Pero este año no todo fue color de rosa: el premio Grammy Latino en la categoría cumbia-vallenato se lo llevó el álbum de un artista que no es precisamente interprete de nuestro género y que simplemente quiso hacer un homenaje al más grande cantautor de todos los tiempos en el vallenato, Diomedes Díaz; con esto, el bogotano Fonseca nos dio un campanazo de alerta.

Estamos a la espera  de varios trabajos musicales que nos dejarán un año lleno de gloria para el vallenato, entre otros: Jorge Oñate y Alvarito López, “Poncho” Zuleta y Gonzalo “El Cocha” Molina, Iván Villazón y Saúl Lalleman, El Mono Zabaleta y Daniel Maestre y algunos que se me escapan ahora.

Desde ayer comenzamos a disfrutarnos el mes más esperado del año y vamos a tener música para todos los gustos, aunque los más premiados seremos aquellos a quienes nada nos hace más felices que los amaneceres del Valle en un diciembre escuchando a Villazón, Oñate o un Zuletazo.         

 

Jorge Nain Ruiz

@JorgeNainRuiz 

 

Vallenateando
Jorge Nain Ruiz

Jorge Nain Ruíz. Abogado. Especializado en derecho Administrativo, enamorado del folclor Vallenato, cantautor del mismo. Esta columna busca acercarnos a una visión didáctica sobre la cultura, el folclore y especialmente la música vallenata. Ponemos un granito de arena para que la música más hermosa del mundo pueda ser analizada, estudiada y comprendida.

[Leer columna]

Artículos relacionados

Editorial: El discurso de la mujer en la música vallenata
Editorial: El discurso de la mujer en la música vallenata
Este mes de Octubre, nuestros columnistas protagonizaron un interesante debate sobre...
Yo soy Imelda Daza
Yo soy Imelda Daza
“Ven y charlemos de cosas que nos traerán recuerdos  coplas de viejos caminos que...
El plomo de ayer
El plomo de ayer
  I A través de un comunicado de prensa, el pasado 26 de junio, la Misión de la...
Editorial: Una oportunidad de ver el Cine como una profesión
Editorial: Una oportunidad de ver el Cine como una profesión
Pocos días después de que la película “El abrazo de la serpiente” del cineasta...
Editorial: La Semana Santa como espacio de concordia y superación
Editorial: La Semana Santa como espacio de concordia y superación
El espíritu de la Semana Santa abre cada año una puerta al diálogo interno, a la...
.::Cumbia, Salsa, Salsa Choke, Bachata, Merengue - en 7 minutos::.
.::¿Cómo hacer arroz con coco colombiano?::.