Miércoles, 29 de mar de 2017
Valledupar, Colombia.

Intervención del colectivo Somos ONCE en Valledupar / Foto: Samny Sarabia

 

La esquina de la diagonal 16 con carrera 16 de Valledupar no volverá a ser la misma. Desde hace una semana, los transeúntes y residentes del sector han visto como a sol y sombra un grupo de jóvenes artistas han multiplicado sus colores; embellecido su cara. Ahora la esquina es más expresiva, ha empezado a contar una historia a través de imaginación pura, brochazos y pinceladas.  

Activar el movimiento Street art en Valledupar es el deseo de ‘Somos ONCE’, un colectivo artístico conformado por diseñadores gráficos, artistas plásticos, fotógrafos y escritores que quieren llevar a Valledupar a la altura de otras ciudades del mundo donde el arte callejero se toma los muros y espacios inutilizados y los convierte en sitios de interés cultural y turístico.

Hacer de las paredes de la capital del Cesar un libro abierto para contar historias fabulosas que encarnen la tradición local y otras que desplieguen el misticismo del universo y su cosmogonía es otra de las fijaciones de Erly Rico, Gabriela Egurrolla, José Luis Rocha, Carlos García, Sergio Viñas, Carolina Martínez, Alexis Chirino, Juanda Ruíz, Asdrúbal Granados, Luiser Suárez y Laurent Lowrain, un muralista francés residente en Bogotá.

Casualmente, los integrantes de este colectivo son once como su nombre pero éste no se desprende del número de artistas que participan en él porque limitaría la colaboración de otras personas en proyectos futuros que quieren emprender. En el idioma inglés, las historias inician con la palabra “Once” (Once upon a time in a far fairy kingdom…-Había una vez en un lejano reino de hadas...), de ahí toman su nombre porque el colectivo es el inicio de muchas historias.

Este ambicioso proyecto de arte urbano busca intervenir todos los espacios posibles en Valledupar, transformándola en un valle de colores. “La idea es hacerla más colorida. Ya Valledupar es una ciudad muy alegre con mucha cultura, con mucha gente que tiene talento, queremos aprovechar los espacios que hayan y a esas personas que tienen talento para hacer de la ciudad, la más bella”, agrega Erly Rico; promotor del colectivo.

Cuatro intervenciones de arte urbano han realizado hasta el momento en espacios que les han cedido en distintos puntos geográficos de Valledupar. La primera está ubicada en una de las paredes de la Facultad de Bellas Artes de la Universidad Popular del Cesar donde hicieron un mural como resultado de un taller que dictaron a estudiantes de esa escuela y del programa de diseño gráfico de la Fundación Universitaria del Área Andina en septiembre de 2016.

Le siguió una pegatina de una pilonerita en la residencia de ‘Panao’, reconocido personaje de Valledupar. La tercera intervención fue hecha en el barrio Los Fundadores en una academia de baile donde propusieron un arte relacionado con la danza. En esta última que se ubica en la esquina de la emisora Radio Guatapurí se caracteriza por una hermosa figura de una elfina con una abundante cabellera de la cual se desprenden una casita con insectos y unos niños asomados en unos matorrales viendo este personaje de fantasía.

Pero al proceso de intervención artística le precede una serie de gestiones y acercamientos con la comunidad residente del sector donde harán el mural. Además de gestionar los espacios, los miembros del colectivo aplican una encuesta a las personas en la que se les indaga sobre sus conocimientos sobre el arte urbano y sobre los temas que les gustaría ver reflejados en el muro. Mitos y leyendas, historias y costumbres, medio ambiente y juglaría son las opciones que ‘Somos ONCE’ proponen a la comunidad.

Por las respuestas obtenidas en la encuesta, los artistas guían la propuesta que plasmarán posteriormente en las paredes. Es decir, que el proceso de diseño y realización de la intervención no es impuesto, al contrario, cuenta con la aprobación de los residentes del sector y obviamente con los propietarios de la edificación.

De esta manera, la comunidad se siente identificada con la obra. “El hecho que narre vivencias de las personas, se desarrolla un sentido de pertenencia por el trabajo, las personas las cuidan y les alegra porque está narrando algo de ellos y de su entorno, es muy identitario lo que se hace. No queremos ir a llegar a imponer cosas sino trabajar en conjunto con la comunidad”; anota Gabriela Egurrolla.

El objetivo del colectivo ‘Somos ONCE’ no es simplemente hacer muros, quieren vigorizar la cultura en Valledupar con los talentos y los pocos espacios que existen; es por ello que se conciben como un equipo de puertas abiertas a todas las disciplinas y laboriosos del arte que quieran sumar esfuerzos para alimentar el acervo cultural de los valduparenses.

 

Samny Sarabia

@SarabiaSamny 

Artículos relacionados

Dos nocauts y medio en un concurso de pintura rápida
Dos nocauts y medio en un concurso de pintura rápida
Primer round En la escarapela que ostentan los artistas Pacho Ruiz, José Luis...
Joyce Rivas y el arte que ensalza las imperfecciones
Joyce Rivas y el arte que ensalza las imperfecciones
Desde siempre tuvo una curiosidad por las deformidades. Es una curiosidad casi...
Rasgos, una exposición que recoge la vida de las calles colombianas
Rasgos, una exposición que recoge la vida de las calles colombianas
La Alianza Francesa engalana su sala de exposiciones de Valledupar con una fresca...
“Trato  de jugar con las imágenes y crear un cuestionamiento”
“Trato de jugar con las imágenes y crear un cuestionamiento”
El nacimiento de sus dos hijos le mantuvo alejado de las salas de exposiciones por un...
Lucía Fonseca y el resplandor de un universo en armonía
Lucía Fonseca y el resplandor de un universo en armonía
La armonía. Ese sueño compartido. Ese deseo que muchos tratan de describir con...
.::Por la memoria y futuro del teatro colombiano::.
.::La historia del teatro de Títeres::.