El 8 de marzo es la ocasión de recordar y alabar el papel de la mujer en la sociedad, felicitarla por su entrega y voluntad, y enfatizar el hecho que, en cualquier país, la mujer se merece un respeto y reconocimiento absoluto.

A continuación, les presentamos unas décimas escritas por el poeta y docente José Atuesta Mindiola, en las que se describe la belleza y el amor que exhala la mujer, porque “Toda mujer es bendita como el rocío en la rosa”.

 

I

Y Dios te creó mujer

bella vestida de luna

y de una fresca laguna

agua te dio de beber;

bendice tu amanecer

con la sonrisa del día,

esplendor de sinfonía

en los jardines del alma.

El viento silba en la palma

y en tus ojos la poesía.

 

II

El amor de tu mirar

es como el agua del río,

en cada recodo umbrío

deja un hermoso cantar.

Cada huella de tu andar

es la orilla primorosa

donde florece dichosa

la vida honesta y bonita.

Toda mujer es bendita

como el rocío en la rosa.

 

José Atuesta Mindiola

Artículos relacionados

Cien años de la muerte de Rubén Darío
Cien años de la muerte de Rubén Darío
Yo nunca aprendí a hacer versos —dice Rubén Darío (Metapa, 1867-1916) en...
Una casa
Una casa
  Allá viene una casa. En la esquina suspendimos la partida de dominó. Nos abrimos...
Relato: En cenizas
Relato: En cenizas
Dormía tranquilamente. Sus sentidos despegados de la realidad. Se había tomado unas...
La semipenumbra
La semipenumbra
“Lo recordaré siempre con claridad porque fue simple y sin circunstancias inútiles....
Versos en una noche de luna llena en Valledupar
Versos en una noche de luna llena en Valledupar
Cada noche de luna llena tiene su recital en Valledupar. Son momentos donde la palabra...
.::Afrodescendencia e historia de Colombia::.
.::¿Qué es la Sierra Nevada de Santa Marta?::.