Opinión

Editorial: Colombia celebra su Patrimonio cultural

Redacción

31/08/2014 - 12:50

 

El mes de septiembre representa en toda Colombia un momento de reencuentro con sus fiestas y costumbres. Es el momento para celebrar lo que la distingue, conocer la historia de sus bailes o entender el valor de sus edificios históricos, su gastronomía, sus lenguas o su arte.

Anualmente, el Ministerio de Cultura, a través de la Dirección de Patrimonio y del Decreto 853 de 1998 de la ley de Cultura 397 de 1997, convoca a todas las autoridades departamentales, distritales, municipales, territorios indígenas y comunidades negras a participar activamente en la celebración del Mes del Patrimonio.

Es una fiesta de todos y para todos, que requiere la implicación de vecinos, dirigentes y visitantes. Éste debe ser un momento de orgullo y alegría, pero también de reflexión y responsabilidad para visibilizar y conservar lo que une a una comunidad, lo que la caracteriza, así como lo que está en peligro de desaparición.

En el caso de Valledupar, el Mes del Patrimonio ya cumple su sexta edición consecutiva gracias a los esfuerzos de la Fundación AVIVA y un entramado de organizaciones que, año tras año, cooperan con eventos e iniciativas.

Este año 2014, la programación del Mes del Patrimonio en Valledupar se centra en gran parte en las Celebraciones y Tradiciones populares, aunque siempre cabe destacar la importancia de su Festival Gastronómico, sus conversatorios, algunos conciertos destacables y el concurso “Los niños pintan el patrimonio”.

Es innegable que una de las mayores preocupaciones este año en materia de patrimonio local es el estado de conservación del Centro histórico de Valledupar que ha ido perdiendo su atractivo por la falta de inversión y sensibilidad, tema al que hemos podido dedicar tiempo y en el que todavía se espera una respuesta comprometida de parte de las instancias de poder municipales.

Otra gran preocupación es el Patrimonio Natural de Valledupar (la arborización de la ciudad, el río Guatapuri, las reservas naturales y otros puntos de gran riqueza biológica) que, debido a la falta de control y el efecto del fenómeno del Niño, se ha visto seriamente afectado seriamente en los últimos años.

Uno de los lemas que, desde el principio, ha sustentado la celebración del Mes del Patrimonio es su carácter colectivo y cívico. La recuperación y el la conservación de todos estos elementos están en nuestras manos. No esperemos a que el otro haga un gesto. Seamos el primero en hacerlo y unámonos a las iniciativas de otros para que toda Colombia salga ganando.

 

PanoramaCultural.com.co


0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

Ley del Repentismo, otra norma muerta

Ley del Repentismo, otra norma muerta

Pocas personas en Colombia saben que existe una Ley del Repentismo, y que esta tiene ya más de diez años de vigencia, pero como tanta...

Valledupar, tu cielo tiene…

Valledupar, tu cielo tiene…

De pronto, hizo una señal con las manos, dio gracias a la concurrencia e invitó a subir un poco el volumen, mientras el jilguero Jorg...

Escepticismo jurídico

Escepticismo jurídico

El escepticismo jurídico es la principal fuente de transgresión y quebranto de la confianza de aquellos que conforman la ciudadaní...

El acordeón recobra su liderazgo

El acordeón recobra su liderazgo

  Después de unas merecidas vacaciones, regresamos con todos los bríos y la energía necesaria para conversar sobre la riqueza más...

La banalidad de la noticia

La banalidad de la noticia

De qué sirve leer la gran prensa y ver los noticieros en la televisión, si estos medios están empeñados en una campaña dispuesta...

Lo más leído

Las capillas doctrineras: huellas de los tiempos coloniales

Paula Andrea Grisales Naranjo | Patrimonio

Una corta charla con Raúl Gómez Jattin

Wladimir Pino Sanjur  | Literatura

Balzac, la voz de una quimérica idea

Francisco Arias Solís | Literatura

Alicias adoradas y olvidadas

Henry Vergara Sagbini | Opinión

Los trofeos del profesor Armenta

Álvaro Yaguna Nuñez | Opinión

Una raíz y dos piedras

Giancarlo Calderón Morón | Artes plásticas

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados