Cine

Historias de taxi y el festival de cine del mar de los siete colores

María Ruth Mosquera

08/06/2018 - 05:40

 

Víctor Gaviria durante el Festival de Cine de San Andrés

 

Fue una de esas conversaciones espontáneas que surgen por cosas del destino, porque los interlocutores son llevados por la vida en las mismas circunstancias de tiempo, modo y lugar. Esta fue una historia de taxi que se construyó en sobre las calles de la isla de San Andrés y tuvo como protagonistas a un productor de cine que cumplía el papel de turista y un taxista que le prestó el servicio de transporte.

––Yo soy productor de cine ––dijo entre otras cosas Mauricio Brunetti (productor).

––¿Y por qué no hacen un festival de cine aquí en la isla? ––le sugirió Luis Forbes (conductor) y le manifestó lo mucho que le gustaría “que el séptimo arte llegara a San Andrés porque hay cientos de jóvenes que quieren dedicarse a la producción audiovisual y no cuentan con el apoyo necesario”.

Lo que siguió fue la visualización de muchas cosas, de cómo el festival podría convertirse en una gran plataforma para los realizadores isleños. Con la idea cada vez más clara en la cabeza, Brunetti se puso en contacto con Juan Carvajal, experto en crear festivales, cofundador de certámenes como The Classics Film Festival e IndieBo, quien se subió en la aventura de hacer un gran evento en la isla. Paso seguido buscaron el apoyo en la Gobernación del Archipielago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina y entre todos echaron a andar el proyecto que luego se materializó, bajo el nombre de 7ColorSeaFF o Festival de Cine del Mar de los Siete Colores, el cual se realizó el pasado fin de semana.

Cine de proximidad podría llamársele a los trece films de diferentes géneros seleccionados para presentar en este primer festival, que permitió abrir el escenario a narrativas atractivas y no tan comunes, que dan cuenta del gran potencial del séptimo arte en América Latina y ofreció como valor agregado la posibilidad de entretenimiento en familia, ya que al sacar las películas del Teatro Hollywood (sala de cine local), y llevarlo a la playa y otros espacios al aire libre, fue posible la integración de la comunidad.

Además de las proyecciones, el Festival fue un espacio para el fortalecimiento de este arte, mediante cursos magistrales que dotaron a los asistentes de nuevos saberes en cuanto a la realización de sus films, con detalles de cómo enfocar la historia, cómo elaborar el guion, aspectos de la producción y la construcción de la narración, la financiación de proyectos, la distribución del producto, los derechos de autor, el universo transmedia y temas legales relacionados con leyes de cine y demás. Hubo también gran protagonismo de la nueva tecnología de la realidad virtual que cada vez toma más furor en el cine.

Natalia Gómez, quien es coordinadora de Formación en Proimágenes y fue una de las talleristas, dijo que fue “muy interesante porque tienen muchas ganas de aprender más y una facilidad para narrar. Sus historias hablan sobre narcotráfico, piratas, migración... Nos dimos cuenta que este es un semillero impresionante que por su puesto seguirá siendo parte del Festival”.

Para este primer festival invitaron a personajes especiales, con cierto reconocimiento en la industria del cine, entre ellos los directores colombianos Víctor Gaviria, Felipe Martínez, así como el actor Manolo Cardona. Ellos destacaron que se esté abriendo este nuevo espacio que genera integración social, pues como lo asegura Gaviria “el relato audiovisual se ha convertido en una de las mejores herramientas para entendernos como nación”.

Cuando cerró el telón, cuando el taxista y el productor se habían deleitado hasta el éxtasis con el resultado de aquella conversación, ambos concluyeron que valió la pena y le agradecieron a la vida por ese encuentro coincidencial. “Nosotros no hicimos este festival con la intención de llenarnos de dinero, todo lo contrario, al ser gratuito lo que estamos mostrando es la otra cara de la industria, que es la pasión”, expresó Brunetti y agregó que conoce muy poca gente que se hace millonaria con el cine, “el cine lo hace a uno millonario de alma y espíritu, porque pienso que es una forma de inmortalizarse".

Por su parte, Sandra Howard, gobernadora encargada de San Andrés, manifestó que "con el evento también se pretende generar procesos de articulación en todas las distintas etapas de la creación audiovisual y así promover la apropiación de manifestaciones artísticas que permitan el autoreconocimieto del territorio”. Y Alfred Robinson, realizador audiovisual y miembro del Consejo Cinematográfico de San Andrés, dijo complacido que “era necesario un encuentro en el que además de educar a los nuevos realizadores también se incentivara la proyección de más cine local, ya que desde hace varios años hay en la Isla un grupo emergente de personas que quieren relatar su cultura a través del cine” precisando que la mayoría de proyectos audiovisuales son grabados en Creole, lengua nativa de la isla.

El festival superó todas las expectativas, los isleños respondieron con su asistencia a todos los eventos y –de paso- le dieron vida al gran reto de superar lo hecho en 2019. “El próximo año tendremos un festival mucho más internacional y estructurado. Buscaremos llevar esta experiencia de cine bajo las estrellas a la Isla de Providencia y seguir contagiando con la magia del séptimo arte a los Sanandresanos”, anunció Federico Lever, secretario de Cultura.

 

Mariaruth Mosquera

@Sherowiya

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

‘De la escritura al montaje’, un laboratorio de formación audiovisual

‘De la escritura al montaje’, un laboratorio de formación audiovisual

  Los realizadores audiovisuales locales no se detienen, insisten en propiciar espacios de concertación y formación que brinden s...

Annie: un musical que cambia de piel

Annie: un musical que cambia de piel

Hay comedias y musicales que te hacen reír y nunca se te olvidan. Otros que te hacen reír un buen rato. Y, finalmente, los que te dan...

Encrudo, el documental que retrata la Santa Marta anónima

Encrudo, el documental que retrata la Santa Marta anónima

Doce artistas samarios unidos por un documental ejemplar y novedoso. Encrudo es algo más que una producción audiovisual con enfoque...

El ataque: acción y mucho patriotismo

El ataque: acción y mucho patriotismo

El reciente estreno de “El ataque” (White House Down, 2013) nos ha vuelto a demostrar que el director de cine Roland Emmerich es a...

#Chef: cuando la cocina cautiva el mundo del cine

#Chef: cuando la cocina cautiva el mundo del cine

El arte culinario vive sus mejores momentos. Los chefs están de moda. Los reality shows «internacionales» hacen del chef un astro me...

Lo más leído

Síguenos

facebook twitter youtube