Artes plásticas

Casa Arte: cuando el Arte está por encima de todo

Johari Gautier Carmona

14/06/2018 - 08:10

 

La Casa Arte (arriba); José Luis Molina (abajo-izq) y José Anibal Moya (abajo-derecha) / Fotos: Johari Gautier

 

Hay espacios que desde un principio nacen con un fin claro, que surgen y florecen como respuesta a una problemática compleja: hacer del Arte un ejemplo de superación. Dignificarlo. Hacer que de allí mismo nazcan las soluciones (y no las quejas).

Así nace Casa Arte, como el fruto de un esfuerzo continuo y comprometido. Sus tres fundadores, José Anibal Moya, José Luis Molina (más conocido como el Turri) y Jair Alfonso Maya llevaban tiempo dándole vueltas al asunto. Era evidente que los artistas gráficos necesitaban un lugar en el que se sintieran a gusto en Valledupar, un terreno sensible que diera cobijo al Arte y al Artista con mayúsculas. Y por eso se embarcaron en esta odisea.

Aquí se destacan los grandes sueños y una enorme dosis de superación. Ambos protagonistas tuvieron que cuestionarse seriamente y pensar en cómo integrarse en el entorno. Reunieron todas las frustraciones causadas por la aridez municipal, la falta de políticas artísticas, la ausencia de procesos pensados desde la misma ciudad y el desierto de las convocatorias, y convirtieron esa energía en un hogar creativo y cálido, abierto a todos los que quieran sumarse al arte.

La reforma de la Casa no fue nada fácil. Recurrieron a sus ahorros, arrimaron el hombro, fueron trabajando poco a poco, con paciencia, y, cómo no, contaron con la ayuda de ciertos amigos, hasta que inauguraron el espacio con dos exposiciones. Primero se realizó una Retrospectiva de José Luis Molina el 5 de abril del 2018 con algunas de sus obras más llamativas. La exposición contó con un “canelazo” (bebida de contenido secreto preparada por el mismo Turri) que facilitó el reencuentro y las muestras de afecto. Ya en ese momento la Casa Arte exponía su mejor cara y demostraba su potencial. Todos los espacios, salvo el Patio, reforzaban la idea de una verdadera galería.

Jair Maya, uno de los fundadores de Casa Arte / Foto: Johari Gautier Pero fue la exposición colectiva Machaca, abierta pocos días antes del 51º Festival de la Leyenda Vallenata, la que marcó oficialmente la apertura, y en ese instante la Casa Arte se hizo Casa de todos los artistas. La participación de Orieta Fajardo, Ingrid Ann Guillot, Henry Barba, Jair Maya, Ricardo González, Jorge Luis Serrano, Claudio Suárez Arzuaga, Armando Iguarán, José Luis Molina y José Anibal Moya transformaron el espacio en una auténtica vitrina, una vitrina reluciente que puede también servir de baluarte.

La exposición exhaló buen gusto, pero también sinergias. Estas sinergias son las que dan vitalidad al arte, que muestran combatividad, ideas inconformes, lucha creativa, e independencia. El interior de la Casa Arte se llenó de una luz inspiradora que sólo se encuentra en los espacios que rompen con la pesadez burocrática, los discursos sin intenciones y la falta de ideas, y como si esto no fuera suficiente, los gestores y artistas colaboradores conquistaron el patio donde también colocaron numerosas obras, entre las que cabe destacar las instalaciones de Orieta Fajardo e Ingrid Ann Guillot.

El patio no es nada anodino. Todo lo contrario: en él se refleja una gran parte de la filosofía de Casa Arte donde el taller de creación se encara con la exposición y la tertulia, y todo bajo un cielo abierto. Esto supone una combinación de factores que denota transparencia, cercanía y originalidad. El Arte está literalmente abierto al ojo del observador, y el Artista se somete a la mirada escrutadora.

Estas dos exposiciones sirvieron para calibrar las fuerzas y evaluar los esfuerzos por hacer. Sabemos que lanzar un espacio cultural no es nada sencillo, y menos cuando conviven varias almas creadoras como José Anibal Moya, José Luis Molina y Jair Maya. En realidad, Casa Arte se caracteriza por esta conjunción de temperamentos y voluntades. Por un lado está el rigor de José Anibal, las líneas rectas del arte de Moya, al otro extremo está el atrevimiento de Jair Maya, su caricaturas punzantes y sus obras desgarradoras, y en medio, la poesía del Turri y los tonos pasteles de su obra. Lo mismo aplica para el emprendimiento: ellos tres representan una forma de concebir un negocio cultural que genera ideas, debate y animación.

Más allá de las exposiciones, los fundadores de Casa Arte proyectan organizar charlas, talleres sobre, seminarios, visitas y otras iniciativas que puedan transformar el Arte vallenato en fuente de interés y de ingresos. También conciben la Casa Arte como un lugar que sirva de plataforma a nuevos artistas y otras expresiones como la Poesía, la literatura o la música. En realidad, los límites están para romperse y no descartan ningún tipo de alianza, convenio o innovación que realce el arte de Valledupar.  

Exposición del artista de las mil máscaras

La última exposición anunciada por la Casa Arte se alimenta de los “Bocetos, pinturas y dibujos” de Ubaldo Torres (también conocido como Baldot) y ofrece una mirada profunda a las influencias de un artista que trabaja constantemente la temática de la Tierra, las raíces y la esencia africana.

Ubaldo Torres es conocido por el uso de sus colores cálidos, tan cálidos como su personalidad. De mente abierta, siempre dispuesto a sorprender, a mover y renovar los escenarios, Baldot es el atleta del arte regional. La práctica del boxeo le ha ayudado a entender que el conocimiento interior, la concentración de la energía y el uso del movimiento, ayudan a crear ambientes únicos, llenos de misticismo y exploración sensorial.   

La exposición abre a partir del 14 de junio de 2018 en Casa Arte (carrera 10 Nº 13-27, barrio Obrero, Valledupar).

 

Johari Gautier Carmona

@JohariGautier

El Patio Arte en plena noche / Foto: Johari Gautier

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

Jair Maya: “Destruí más de 70 obras. Así como le pasó a Gauguin”

Jair Maya: “Destruí más de 70 obras. Así como le pasó a Gauguin”

Sereno y sonriente, el artista vallenato Jair Maya acude a la Alianza Francesa con su casco de moto en la mano. Su parsimonia contrasta...

Käthe Kollwitz y los parias de la opulencia

Käthe Kollwitz y los parias de la opulencia

Solemos pensar en Europa como un continente cercano a una especie de tierra prometida, de paraíso perdido. No obstante solemos igno...

Arte Vallenato y folclor: afirmación de un idilio

Arte Vallenato y folclor: afirmación de un idilio

  En la Casa Museo de Beto Murgas, entre acordeones de diferentes continentes, portadas de vinilos que pusieron a bailar generacion...

María Gabriela Egurrola y su obra

María Gabriela Egurrola y su obra "Naturaleza muerta"

Jugar con las palabras y las expresiones es una de sus especialidades. María Gabriela Egurrola ya nos lo había demostrado con su seri...

Arte con sensibilidad ecológica en Valledupar

Arte con sensibilidad ecológica en Valledupar

Este martes 07 de mayo a las 6 y 30 de la tarde, la Alianza Francesa de Valledupar inaugura en su sede la exposición ‘Arte y Ecolog...

Lo más leído

La historia afroamericana contada en las canciones de Salsa

Alejandro Álvarez Martínez | Música y folclor

Libros de cuentos para conocer África

José Luis Hernández | Literatura

Te equivocaste, Fabio

Fabrina Acosta Contreras | Opinión

De música africana a champeta

Luis Gerardo Martínez Miranda | Música y folclor

Adriana Rosado, más allá del TikTok

Samny Sarabia | Ocio y sociedad

La agricultura urbana en Colombia

Redacción | Medio ambiente

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados