Bienestar

Vigorexia o cuando el ejercicio físico se convierte en obsesión

Maira Ropero

11/10/2018 - 05:15

 

Vigorexia o cuando el ejercicio físico se convierte en obsesión

 

Con el auge de los gimnasios, las “dietas-milagro” y la cultura de “mostrar hábitos saludables”, el ejercicio físico se ha hecho más presente en casi todas las conversaciones de amigos o familiares.

Esa necesidad -o aspiración- a parecer saludables hace que muchas personas caigan en desórdenes alimenticios, así como la práctica compulsiva de ejercicio físico. Así es como se ha afianzado en los últimos años la vigorexia, dicho en otros términos la preocupación excesiva y obsesiva por el aspecto físico con una carga desordenada de actividad para desarrollar masa muscular.

El trastorno deriva en conductas obsesivas que hace que el vigoréxico desarrolle pensamientos negativos sobre él mismo, abandone sus actividades cotidianas e invierta todo su tiempo en realizar ejercicio físico.

Estas personas también siguen dietas bajas en grasas y ricas en carbohidratos y proteínas para aumentar la masa muscular, y corren mayor riesgo de abusar de sustancias como hormonas y anabolizantes.

Las características más frecuentes en personas que sufren este trastorno son las siguientes:

*Mirarse constantemente en el espejo y aun así sentir que no se alcanzan las características estéticas que establece como necesarias la propia persona.

**Pesarse varias veces al día y hacer comparaciones con otras personas.

***Las personas con personalidad obsesiva en especial consigo mismas, así como aquellas que sufren diversos problemas emocionales en sus relaciones personales y profesionales, son más propensas a desarrollar vigorexia.

***También es común que la padezcan personas que han sufrido acoso escolar o bullying por su aspecto físico durante la infancia.

Para prevenir estos estados, es recomendable seguir estos pasos:

1-. Buscar el acompañamiento de un entrenador profesional para implicarse en un programa de ejercicios.

2-. Realizar exámenes físicos que determinen el estado de salud, además de las necesidades y capacidades del individuo.

3-. Establecer ejercicios que se adecúen al nivel físico del involucrado.

4-. Detener el ejercicio cuando en el momento en el que se siente fatiga, cansancio o dolor muscular.

El deporte es bueno para el cuerpo y la salud. Pero, como todo, los excesos pueden derivar en situaciones comprometedoras. Disfruta el momento, hazlo en compañía de amigos, ponte metas, y recuerda que no todo debe ser ejercicio y que tu cuerpo también puede verse afectado por tus excesos.

¡Buen viento y buena mar!

 

Maira Ropero

@MairaRopero  

Sobre el autor

Maira Ropero

Maira Ropero

Bien estar

Maira Ropero (Valledupar). Psicóloga de la Pontificia Universidad Javeriana especializada en Psicología Clínica (Universidad Autónoma de Barcelona, España) y Coach de vida. Máster en Programación Neurolingüística y Doctora en hipnosis clínica.

Su columna semanal “Bien estar” ofrece reflexiones para mejorar la salud mental y disfrutar de cada instante. Es un espacio idóneo para el crecimiento personal y el fortalecimiento de un liderazgo inspirador.

@MairaRopero mairaropero

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

La mentira: entre reflejo de defensa y enfermedad

La mentira: entre reflejo de defensa y enfermedad

  Decir mentiras está aceptado socialmente y los padres tienen muchas dificultades con sus hijos porque tienden a ser mentirosos. ...

¿Por qué unos ganan medallas y otros no?

¿Por qué unos ganan medallas y otros no?

En las últimas dos semanas, he seguido el desarrollo de los juegos olímpicos de Londres y me causa un gran impacto observar los compo...

Ganar confianza y seguridad en sí mismo

Ganar confianza y seguridad en sí mismo

Imagina que estás haciendo un proceso de selección y tienes dos candidatos para un cargo y ambos tienen la formación que necesitas, ...

Lo que comemos habla de cómo nos sentimos

Lo que comemos habla de cómo nos sentimos

¿Cuáles son tus emociones a la hora de comer? ¿Relacionas el buen comer con el equilibrio emocional? ¿Eres consciente de lo que com...

Los celos me están matando

Los celos me están matando

  “Siento que confío en mi novio, siento que me quiere, pero permanentemente me estoy imaginando que tiene otra mujer, que algún ...

Lo más leído

Los caribes colombianos

José Javier González de la Paz | Pueblos

Sobre la naturaleza egoísta del hombre

Antonio Acevedo Linares | Pensamiento

El manifiesto cultural

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

Macondo: perfil de Gabo

Oscar Pantoja | Literatura

Por el mismo camino

Alberto Muñoz Peñaloza | Música y folclor

La oscura nube del Cerrejón en La Guajira

La Liga contra el silencio | Medio ambiente

Un pueblo con dos patronos

Diógenes Armando Pino Ávila | Patrimonio

La revelación póstuma

Álvaro Yaguna Nuñez | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube