Cine

Nada es lo que parece, o cómo hacer un thriller diferente

Alberto Campos

21/08/2013 - 11:20

 

No suelo caer fácilmente en los elogios, pero debo ser franco: hacía mucho –demasiado tiempo– que un thriller no resultaba tan innovador y fresco como “Nada es lo que parece”.

¿Qué habrá pasado con Alberto Campos y su columna Cinescrúpulos? Eso dirán lo que esperan de este espacio una crítica despiadada que viene a destruir el guión, la trama, los personajes y la intensidad. Pero a todos ellos les diré que yo también sé dejarme sorprender.

Y lo que tenemos aquí es una cinta de puro entretenimiento, con una premisa original a la que el director francés Louis Leterier sabe sacarle el jugo,  y lo hace de una manera sutil. El elenco de grandes figuras se mueve a la perfección en esta historia que funciona con la mecánica de los mejores trucos de magia.

Sin descuidar el humor y el sarcasmo, la cinta avanza apelando a constantes giros argumentales, hasta desembocar en un clímax logrado, efectivo y sorprendente. Moderna, en su relato y puesta, es para disfrutar…. De verdad.

Pero empecemos por el principio, la historia. Cuatro magos callejeros son convocados por un personaje misterioso para realizar el mayor acto de magia jamás visto: roban bancos en vivo, y le entregan el dinero del botín al público.

Un agente del FBI y una agente de Interpol están a cargo de la investigación, tan imposible como los trucos que sacan de la manga unos anarco-prestidigitadores, llamados “Los Cuatro Jinetes”.

Louis Leterrier es conocido por películas de súper-acción como la saga de "El transportador" o fantasías como "Furia de Titanes", y esta vez el discípulo predilecto de Luc Besson se mete con un género difícil, el de los magos, que nunca ha dado filmes demasiado interesantes, salvo la famosa biografía de Houdini protagonizada por Tony Curtis o la tal vez demasiado terrorífica para ser conocida "Lord of Illusions" deClive Barker, que ni siquiera tuvo estreno en los cines colombianos.

Pero esta "Nada es lo que parece" es el tipo de comedia simpática policial al borde de lo fantástico que tiene algo para agradar a todo tipo de público. En realidad se podría sintetizar diciendo que es una película policial, sólo que los trucos son tan inverosímiles y complicados que hacen girar el tono hacia lo fantástico, lo que no deja fuera de juego elaboradas escenas de acción propias del director, incluyendo una brillante persecución automovilística y, sobre todo, mucho humor, que es lo que hace especialmente recomendable este original producto.

Hay mucho cuidado en la elección del elenco, y brillan muy especialmente Woody Harrelson y Jesse Eisenbergcomo dos de los magos, Michael Caine como el hombre de negocios que los contrata, Morgan Freeman cono un famoso showman especializado en revelar los trucos de los magos y Mark Ruffalo como el sufrido agente del FBI que no da pie con bola en la investigación, siempre dos o tres pasos más atrás que los populares delincuentes que tiene que atrapar.

El punto débil de la trama es la revelación final del personaje misterioso, ya que prestándole atención a los detalles previos, la película no termina del todo bien. Pero la verdad es que a esa altura no importa demasiado, ya que es divertida hasta lo vertiginoso, está muy bien filmada, y tiene uno de esos temas formidables de Brian Tyler que sigue sonando en la cabeza del espectador mucho después de terminada la proyección.

 

Alberto Campos


Sobre el autor

Alberto Campos

Alberto Campos

Cinescrúpulos

Alberto Campos, Valledupar (1976). Sociólogo y Abogado de la Universidad Popular del Cesar. En Cinescrúpulos expone su faceta de crítico y amante del Cine, pero con total independencia. Su fin es alabar las buenas películas y señalar las malas producciones.

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

‘De la escritura al montaje’, un laboratorio de formación audiovisual

‘De la escritura al montaje’, un laboratorio de formación audiovisual

  Los realizadores audiovisuales locales no se detienen, insisten en propiciar espacios de concertación y formación que brinden s...

La casa de Miss Peregrine: un regreso a los inicios de Tim Burton

La casa de Miss Peregrine: un regreso a los inicios de Tim Burton

Éste es el décimo octavo largometraje dirigido por Tim Burton. Y como ha sucedido con algunos de sus últimas películas: está bas...

Siete películas llamativas que hablan de epidemias

Siete películas llamativas que hablan de epidemias

  El coronavirus nos ha devuelto a la realidad de la ciencia-ficción. O tal vez nos ha hecho ver que la realidad es más impredeci...

Roa: el crimen que cambió la historia

Roa: el crimen que cambió la historia

O “los perdedores también escriben la historia”; igual da, de todas maneras y por donde se la mire es una película carente de rig...

Una aventura extraordinaria: ¿una película extraordinaria?

Una aventura extraordinaria: ¿una película extraordinaria?

Había escuchado cosas positivas sobre esta aclamada adaptación de la novela de Yann Martel pero honestamente nunca me esperaba una av...

Lo más leído

Duane, el arhuaco rebelde

Arnoldo Mestre Arzuaga | Pueblos

El regreso del vampiro en el cine de los 80 y 90: viejos temas, nuevas perspectivas

Norma Cabrera Macías y María Carmen Iribarren Gil  | Cine

Borges, en la eternidad

Luis Carlos Ramirez Lascarro | Literatura

Rafael Orozco Maestre, una leyenda del vallenato

Alcibíades Núñez Manjarres | Música y folclor

La casa de mi abuela

Álvaro Rojano Osorio | Opinión

Rafael Orozco, de Sempegua al estrellato musical

Juan Rincón Vanegas | Música y folclor

Las tres derrotas de Álvaro Gómez Hurtado

Eddie José Dániels García | Opinión

Viejos poemas de mi juventud

Diógenes Armando Pino Ávila | Literatura

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados