Historia

La fiebre del oro y el sueño de enriquecimiento americano

Andrés Morales

24/01/2022 - 05:45

 

La fiebre del oro y el sueño de enriquecimiento americano
La fiebre del oro propició la llegada masiva de trescientas mil personas en la región de San Francisco / Foto: wikipedia

 

El 24 de enero de 1849 se produjo, en California, el descubrimiento de un yacimiento de oro con cantidades espectaculares cerca del pueblo de Coloma, en Sutter's Mill. El anuncio de esa gran noticia propició la llegada masiva de trescientas mil personas en la región de San Francisco, California, desde el resto de los Estados Unidos y de otros países

A partir de entonces, y hasta el año 1855 empezó el fenómeno que se denomina “La fiebre del oro”, caracterizado por la masiva llegada de migrantes interesados en trabajar para y buscar oro, de manera individual o en familias enteras. También se consolidó la base del sueño americano, indecible mezcla entre la idea de que “todo es posible” y tristes sentimientos de codicia, competitividad extrema y menosprecio por el entorno natural.  

Los primeros buscadores de oro, llamados forty-niners (los del 49; por haber llegado a California en 1849), ​ viajaron a California por barco a través de la ruta de cabo de Hornos o en caravanas atravesando el continente, enfrentando un viaje muy duro la mayoría de las veces. Gran parte de los inmigrantes eran estadounidenses, pero la fiebre del oro también atrajo decenas de miles de personas desde América Latina, Europa, Australia y Asia. Al principio, los buscadores de oro recogían el oro en los arroyos y lechos de los ríos usando técnicas simples como el cribado, pero más tarde desarrollaron métodos más sofisticados para la extracción del oro que fueron adoptados en todo el mundo. Algunos de estos buscadores de fortuna se hicieron millonarios, pero la mayoría se quedó con poco más de los bienes que tenía cuando la fiebre comenzó.

Los efectos de esta migración repentina fueron espectaculares. Antes de la fiebre del oro, San Francisco era una aldea diminuta, y con la fiebre la aldea llegó a ser una ciudad. Se construyeron escuelas, caminos e iglesias, y se fundaron otros pueblos. Se creó un sistema legal y de gobierno, lo cual llevó a la admisión de California como estado de la Unión en 1850. Los nuevos medios de transporte, como el barco de vapor, entraron en servicio en el estado, y se tendieron líneas de ferrocarril. También se inició el negocio de la agricultura, el segundo rubro de mayor crecimiento en California.

No obstante, la fiebre del oro también tuvo efectos negativos: los indios americanos de la region fueron atacados y expulsados de sus tierras. Además, el impacto ambiental de la minería descontrolada fue terriblemente nefasto, tanto para la fauna y la vegetación, como para las poblaciones.

 

Andrés Morales

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

Palacio de justicia y Armero: dos responsabilidades históricas

Palacio de justicia y Armero: dos responsabilidades históricas

  Más de tres décadas después, los protagonistas directos de estos dos acontecimientos trágicos de nuestra historia tienen respon...

Los olvidados piratas de raza negra

Los olvidados piratas de raza negra

La imagen gráfica que tenemos de la piratería caribeña, aquella que vivió su esplendor entre principios del siglo XVI y finales del...

John Hawkins: el contrabandista y pirata que abrió las hostilidades con la corona española

John Hawkins: el contrabandista y pirata que abrió las hostilidades con la corona española

  John Hawkins viajaba a menudo a Canarias donde conoció a Pedro de Ponte y Vergara, comerciante cuyo padre era genovés, quien le d...

Colombia durante la Segunda guerra mundial: las primeras declaraciones

Colombia durante la Segunda guerra mundial: las primeras declaraciones

  Solo habían transcurrido unas cuantas horas de la invasión a Polonia por parte de la Alemania nazi y ya el gobierno colombiano se...

José Bonaparte o Pepe Botella, aliado indirecto del grito de independencia en América

José Bonaparte o Pepe Botella, aliado indirecto del grito de independencia en América

La historia cada cual la cuenta como más le convenga. Si bien es cierto que José Napoleón Bonaparte fue un rey impuesto en España p...

Lo más leído

El Balay, el toro inmortal de Don Arturo Cumplido

Fabio Fernando Meza | Música y folclor

Garrido, el verdadero apellido de García Márquez

Eddie José Dániels García | Literatura

Pablo Flórez: la voz cantante del porro cantado

Enoin Humanez Blanquicett | Música y folclor

Jairo Varela, el que consolidó la identidad de la salsa colombiana

Enoin Humanez Blanquicett | Música y folclor

El machismo en las canciones vallenatas

Luis Carlos Ramirez Lascarro | Música y folclor

Adiós, Caño lindo. Adiós panorama delicioso de los llanos

Álvaro Rojano Osorio | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados