Literatura

Noche de Poesía en la Casa Luque de Valledupar

Redacción

16/04/2012 - 10:00

 

Victoria Antonia Molina y sus hijas Las noches de poesía en la Casa de bahareque de Valledupar ya son una rutina bien establecida. Cada noche de luna llena tiene su correspondiente encuentro en el centro histórico de la ciudad.

Allí se encuentran poetas, artistas y un público interesado por las expresiones locales. Es un espacio de diálogo, relajación y diversión.

El pasado viernes 13 de abril, la lluvia fue el único imprevisto de una velada que reunió a una cincuentena de personas y, aunque el evento fue trasladado a la Casa Luque, todos celebraron el frescor propiciado por un aguacero interminable.

En esta tercera cita, la vicepresidente de la Fundación AVIVA, Jenny Uhía, invitó a poetas habitualmente presentes en esta ocasión y otros que recitaron por primera vez. La intimidad, la espontaneidad y la novedad se entrelazaron para hacer de esta noche un momento realmente agradable.

El vino dulce cayó en las gargantas de la misma forma que los versos llegaron al alma. Con ternura y sensibilidad, los poetas recitaron sus obras. Zoila Rosa Suescun vino especialmente desde la ciudad de Fundación para presentar algunas de sus obras marcadas por el compromiso social, el amor y el erotismo.

También Yadira Vega y Álvaro Maestre amenizaron la noche con la lectura de sus versos, y Graciela Fuentes de Vergel dedicó una poesía a la Casa de Bahareque (convertida ahora en un símbolo indisociable de las noches líricas de Valledupar).

Destacó en especial la declamación de Victoria Antonia Molina y sus dos hijas María Victoria Cujía Molina y Laura Sofía Cujía Molina, quienes ante un público atónito invitaron a viajar por el mundo y conocer los lugares más destacados de los cinco continentes.

Finalmente, el periodista Carlos Quintero hizo un gran recorrido por la poesía hispanoamericana, declamando a algunos de los versos más conocidos de García Lorca, Neruda, Machado, Vallejo y Alberti, entre otros.

La noche se terminó con la dulce sensación de haber estado en un lugar desconocido y apasionante. El mundo que encierra (sin llaves) la poesía.

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

Adiel Zambrano, el poeta de la K

Adiel Zambrano, el poeta de la K

En Chimichagua –pueblo de las playas de amor y lugar donde el que nace Dios le multiplica las bendiciones– vive desde siempre Adi...

10 libros que debes leer sobre música y folclor vallenato

10 libros que debes leer sobre música y folclor vallenato

  En la Plaza Alfonso López de Valledupar, la tienda Compai chipuco se ha convertido en el lugar inevitable para comprar libros sobr...

Ganadores del Primer Premio de Crónica Ciudad de Valledupar 2012

Ganadores del Primer Premio de Crónica Ciudad de Valledupar 2012

La Revista Panorama Cultural tiene el gusto de anunciar los ganadores del Primer Premio de Crónica “Ciudad de Valledupar” 2012. A...

Santander y la tradición literaria

Santander y la tradición literaria

  En Colombia un crítico literario escribió una vez que nuestra poesía, cultura o literatura era una "tradición de la pobreza",...

“Hay muchas formas de leer los cómics”: Tony Arévalo

“Hay muchas formas de leer los cómics”: Tony Arévalo

La historia del Cómic moderno tiene sus anécdotas y su interés ya que sus héroes son el reflejo de ciertas problemáticas de occi...

Lo más leído

La noche de las velitas y su significado

Redacción | Otras expresiones

La Navidad en la literatura

Antonio Acevedo Linares | Literatura

El origen del pesebre

Redacción | Ocio y sociedad

Gabo y su compromiso con las causas redentoras de los pueblos

José Eulícer Mosquera Rentería | Pensamiento

La utilización política del lenguaje

Antonio Acevedo Linares | Pensamiento

Hablemos de gabinete

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

Débora Arango, la huella de una gran artista colombiana

Marta Elena Bravo de Hermelin | Artes plásticas

Vera Mercado Meza: actuación, poder femenino y amor

Fabrina Acosta Contreras | Artes escénicas

Síguenos

facebook twitter youtube