Música y folclor

El recuerdo de Vicente “Chente” Munive

Redacción

27/09/2013 - 11:20

 

La mañana del 24 de septiembre moría en Valledupar uno de los últimos representantes del folclor vallenato más auténtico: Vicente “Chente” Munive.

El juglar que aquí recordamos era, de hecho, considerado por muchos como el último juglar debido a su forma de vida: apasionada, libertaria y libre-pensadora. La poesía estaba en cada una de sus estrofas, y sus estrofas poblaban cada esquina de su existencia.

Su muerte advino en una clínica de Valledupar donde estuvo varios días ingresado para atender las urgencias impuestas por la enfermedad. Esa enfermedad –que le había quitado las ganas de comer– también le impidió cumplir su 74 aniversario el 18 de noviembre y lo alejó de su ciudad natal, Guacoche, donde siempre había permanecido con orgullo.

En una entrevista difundida por la radio Caracol en el año 2004, “Chente” Munive se presentaba como “lo último que queda en el vallenato clásico”. Un título que ostentaba con jactancia al percibir la deriva del género y la consolidación del criterio comercial en la industria discográfica.

De la misma forma, y con esa dignidad que no dejaba de sorprender, “Chente” insistía en no revelar su edad a nadie, luchaba contra ese concepto terrenal con el fin de mantenerse siempre activo, e incluso se alegraba de no saber cuántos años le quedaba por vivir.

En su querido Guacoche, vivía compaginando su amor por la música con el campo. Pasaba con una facilidad asombrosa de las teclas de un acordeón a las tetas de las vacas que ordeñaba, y además, dedicaba gran parte de sus versos a las reses que lo rodeaban.

De “Chente” nos quedan canciones tan conocidas como “Dina López”, “La camioneta”, “Hombre parrandero”, “La escoba nueva”, “El cambio” o “Déjame gozá”, pero por encima está ese temperamento alegre, simpático y fiestero, característico de un juglar.

Para él, una vida sin acordeón era inconcebible. Por eso, el hombre pidió a sus familiares que colocaran uno de sus instrumentos encima de su baúl, anunciando así sus intenciones de transformar la muerte en otro destino para disfrutar del Vallenato más auténtico.

En el mundo del folclor Vallenato, nadie quedó indiferente a la muerte del juglar. De todas las declaraciones, debe destacarse el comunicado de la Fundación de la Leyenda Vallenata que ensalzaba la naturalidad de sus cantos grabados por los más destacados cantantes vallenatos como Jorge Oñate, Diomedes Díaz, Poncho Zuleta o Iván Villazón.

Del mismo modo, el columnista Jorge Nain Ruíz rememoró en este periódico uno de sus encuentros con “Chente”: “Este hombre sí reunía las características de un Juglar: recorría la provincia cantando y tocando sus canciones, esas que narran los amoríos y andanzas; bohemio en todo el sentido de la palabra, enamorado como él solo,  campesino humilde y trabajador, lo que siempre quiso ser y fue, dicharachero, alegre y divertido, ese fue el “Chente” que conocí.”

Así pues, lamentamos la partida de otra gran estrella de Guacoche y volvemos con nostalgia a esos discos y canciones dorados donde “Chente” seguirá brillando eternamente.

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

Abren inscripciones del 25 Festival Tierra de Compositores de Patillal

Abren inscripciones del 25 Festival Tierra de Compositores de Patillal

El 25 Festival Tierra de Compositores de Patillal –que se realizará del 23 al 25 de diciembre– anunció esta semana la apertura de...

El vallenato, declarado oficialmente patrimonio cultural de la humanidad

El vallenato, declarado oficialmente patrimonio cultural de la humanidad

El 01 de Diciembre del 2015 quedará en las memorias como una fecha trascendental en la historia y evolución del folclor vallenato. ...

El machismo en las canciones vallenatas

El machismo en las canciones vallenatas

  Los avances mostrados por un primo en su proceso de “desaprendizaje” del machismo en sus redes sociales, me ha llevado a pens...

Mélida Galvis, toda una reina del acordeón

Mélida Galvis, toda una reina del acordeón

Mélida Andrea Galvis Lafonf –la hija del veterano contador público, Miller Hernán Galvis Narváez y de la desarrollista familiar, ...

“Sueños y vivencias” y “Nace un cariño”, una historia en dos canciones

“Sueños y vivencias” y “Nace un cariño”, una historia en dos canciones

  “El destino me cambió la vida, conocí la eterna despedida, y en camino voy sin ti. Quién no sabe que es una partida, solo vi...

Lo más leído

La historia milenaria de la papa

Álvaro López Dominguez | Historia

El oficio de escribir la poesía

Antonio Acevedo Linares | Literatura

Una breve historia del Saludo

Domingo Peña Nina | Ocio y sociedad

Primeras manifestaciones del Cine de terror

Norma Cabrera Macías y María Carmen Iribarren Gil | Cine

De la destrucción de libros

Rafael Toriz | Literatura

La virtualidad: lo que callamos los estudiantes

Carlos Miguel de Armas López | Educación

Marimba y otros xilófonos en el río Magdalena

Álvaro Rojano Osorio | Música y folclor

El conflicto de Colombia con El Perú

Arnoldo Mestre Arzuaga | Historia

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados