Música y folclor

“Poncho López”, un músico completo

Jorge Nain Ruiz

20/03/2015 - 06:10

 

Ahora que por primera vez el Festival de la Leyenda Vallenata le rinde homenaje a una dinastía de Reyes Vallenatos, vale la pena destacar en esta columna a un hombre que detrás de bambalinas sostenía desde todo punto de vista a una institución de nuestra música a finales del siglo pasado llamada “Los Hermanos López”.

De la dinastía López de la Paz los más conocidos y aplaudidos sin duda son Miguel, Pablo y Alvarito, este último por su participación en las agrupaciones de más éxito en la actualidad y los dos anteriores por que serán recordados como verdaderos juglares que contribuyeron a la masificación del folclor campesino del Cesar y la Guajira.

De otra parte, Elberto “El Debe” López (Q.E.P.D.) Rey Vallenato, es recordado entre nosotros especialmente por haber contribuido a catapultar a la fama a Diomedes Díaz y Navín López, virtuoso acordeonero también Rey Vallenato, no ha contado con la suerte de llegar a la popularidad que a mi juicio merece por sus grandes calidades artísticas.

De todos ellos, tal vez del que menos se ha hablado y que poco conoce el país, es Alfonso “Poncho” López Gutiérrez, conocido en nuestro medio como “El Rey de los bajos” por ser el acordeonero que se conozca con mayor destreza y creatividad para ejecutar los bajos del acordeón.

Este señor era un músico completo, pues aprendió a tocar todos los instrumentos del vallenato y en la agrupación de los Hermanos López tocaba las congas, pero al faltar un integrante, “Poncho” podía reemplazarlo con lujo de detalles, desde el bajo electrónico hasta al mismo Miguel López, lo cual hacía en casetas de aquella época.

En una reciente conversación con un hijo de “Poncho” López que también lleva su nombre, me contaba que a su papá lo visitaba frecuentemente Israel Romero y el mismísimo Juancho Rois, solo para escuchar los pases de los bajos que este señor creaba y tocaba y algunos de esos pases fueron llevados a las grabaciones por estos grandes intérpretes.

“Poncho” López tocaba muy bien la guitarra e incluso el piano, pero en las grabaciones de los Hermanos López, nadie le quitaba grabar las congas y el cencerro. En el trabajo Rosa Jardinera que cantó Jorge Oñate, el rey de los bajos tocó el acordeón en el tema Inquietud, “Poncho” también acompañó la interpretación de Yo soy Vallenato de Alonso Fernández Oñate, canción ganadora del Festival y, luego, al lado de Armando Moscote, la grabó en su primera producción. Después vendrían dos LP con las voces de Fredy Peralta y Pedro García.

El Rey de los bajos se nos fue prematuramente en un accidente de tránsito un dos de mayo del año 2000, pero sin duda fue un grande de la dinastía López.

 

Jorge Nain Ruiz

@JorgeNainRuiz 

Sobre el autor

Jorge Nain Ruiz

Jorge Nain Ruiz

Vallenateando

Jorge Nain Ruíz. Abogado. Especializado en derecho Administrativo, enamorado del folclor Vallenato, cantautor del mismo. Esta columna busca acercarnos a una visión didáctica sobre la cultura, el folclore y especialmente la música vallenata. Ponemos un granito de arena para que la música más hermosa del mundo pueda ser analizada, estudiada y comprendida.

@jorgenainruiz

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

De La Celosa al M-19, con Sergio Moya Molina

De La Celosa al M-19, con Sergio Moya Molina

Contrabandista es, pero de amor. Un hombre que juega con las palabras y los versos para construir narraciones musicales y así recrear ...

Vallenato bravo: Juancho Polo Valencia, el rapsoda campesino

Vallenato bravo: Juancho Polo Valencia, el rapsoda campesino

  En 1990, Diomedes Díaz y Juancho Rois —quizá en su mejor momento— lanzaron el álbum “Canta conmigo” que incluía cancion...

Remembranzas de un auténtico juglar: Calixto Ochoa

Remembranzas de un auténtico juglar: Calixto Ochoa

  Corrían los primeros años de la década del 60 (siglo XX), cuando en las radiodifusoras de gran parte de Colombia y en los club...

Un legado para honrar el movimiento de caderas de las abuelas

Un legado para honrar el movimiento de caderas de las abuelas

En la tercera vigilia, se paraban de la cama y se dirigían a la cocina para emprender la faena de pilar el maíz. El canto de los ga...

El rey vallenato que cambió la caja por el acordeón

El rey vallenato que cambió la caja por el acordeón

Juan David “El Pollito” Herrera, era un niño cuando conoció que el acordeonero gana más que el cajero. Él quería ganar más. A...

Lo más leído

Te equivocaste, Fabio

Fabrina Acosta Contreras | Opinión

Libros de cuentos para conocer África

José Luis Hernández | Literatura

La agricultura urbana en Colombia

Redacción | Medio ambiente

La varita de caña y su historia, un episodio de la vida real

Álvaro Rojano Osorio | Música y folclor

El reloj del Tío Tomás

Diógenes Armando Pino Ávila | Opinión

Una señora Patillalera formó en el Valle una gritería

Juan Rincón Vanegas | Música y folclor

Pa la Matecaña nos fuimos: anécdotas de juglarías (Parte I)

Alfonso Osorio Simahán | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados