Música y folclor

El Festival de San Juan del Cesar y su cruzada por la salvaguardia de la composición vallenata

María Ruth Mosquera

10/11/2015 - 04:45

 

Roberto Calderón / Foto: Aires Vallenatos

El objetivo es claro: salvaguardar la composición vallenata y devolverle el rumbo al Festival Nacional de Compositores, que nació hace 39 años en San Juan del Cesar, La Guajira, como espacio dedicado a la gran camada de poetas que iban surgiendo, entregando y recibiendo el legado lírico, el arte de hacer versos, de escribir crónicas que contaban y cantaban las usanzas, pero eran también nítidas radiografías de los sentires provocados por el amor y el desamor, por la identidad territorial, por las cotidianidades…

Es una cruzada que se emprende hoy, en un contexto calificado por algunos como “de fragilidad poética”, cuando la esencia de muchos festivales ha entrado en “un estado de vulnerabilidad” al punto de ponderar los espectáculos musicales por encima de los concursos y el componente cultural o educativo que perviven en estos certámenes. El líder de esta misión rescatista es Roberto Calderón Cujia, uno de esos herederos -del territorio y de su esencia bucólica– para quien “ser poeta y componer canciones es el legado natural divino que nos quedó a los compositores y que hemos querido darle lustre al folclor vallenato, en nombre de los compositores”.

Es precisamente debido a esa tendencia hacia la farándula de los festivales que este año Roberto, habiendo asumido la presidencia del Festival de su tierra, lo primero que hizo fue buscar la forma de armonizar lo que se hace y se promueve con el nombre del evento. “Entonces, este año lo he titulado ‘Festival Nacional de Compositores, por la salvaguardia de la composición vallenata’; una tarea que nos hemos trazado, que no es fácil en principio, pero hay que comenzar, que el Festival trabaje por la salvaguardia de la composición”. Añade que estamos frente a una generación “que día a día se va distanciando de la tradición, de lo clásico y queremos que el Festival sea testigo de controlar, en la manera que sea posible; de hacer ese trabajo de salvaguardia”.

Han cuidado cada detalle. Los homenajeados. “Hemos querido hacer homenaje a personajes que están relacionados, como escritores y periodistas, con la cultura nacional; Daniel Samper Pizano y Pilar Tafur, ellos son escritores y periodistas que tienen una relevancia en el tema de la cultura, han escrito desde hace más de 30 - 40 años sobre el folclor vallenato y es bueno hacerle un homenaje a la cultura para iniciar este trabajo de salvaguardia. También con muchos méritos y más que merecidos a Camilo Namén Rapalino”.

A esta selección de homenajeados se suma el proceso que comenzarán este año en la selección de las canciones que harán parte del Festival, como medida de salvaguardia. “Es un proceso gradual. Ya hicimos inclusive una reforma de los estatutos del Festival y reglamentos del concurso; la idea es ir regulando la exigencia de la canción que se presente en el festival; no es de un día para otro, pero hay un reglamento que nos va a permitir hacer diferencia de una composición y otra, de tal suerte que el mismo compositor ya sabe que con esa canción no se podría presentar en el festival, porque precisamente para salvaguardar eso debemos ser rigurosos, pero al tiempo un proceso regulado”.

Y además, el Foro por la salvaguardia y un conversatorio similar, que contarán con la participación de eruditas personalidades en estos temas. Y, para garantizar la transparencia en la elección de ganadores, en esta oportunidad el Festival contará con calificación sistematizada que se proyectará de forma inmediata al público y a concursantes en tarima.

La noticia llegó a oídos de la Ministra de Cultura, Mariana Garcés, que aplaudió la idea de custodiar la tradición poética y ha manifestado su deseo de estar presente en el certamen, a donde se espera traiga noticias importantes para el mismo, así como para otros proyectos que se gestan en San Juan del Cesar en favor de la composición vallenata.   

Para hacer salvaguardia, dice Roberto, la tarea trasciende el hecho regulatorio en las canciones que se presentan, pues incluye el componente educativo; “también hay que hacer escuela y museo. Nosotros tenemos una tarea que ya hemos avanzado y es tener el Museo de los Compositores de San Juan del Cesar”. Ya está presentado un proyecto con el cual pretenden hacer memoria, registro y preservación de la obra música de los compositores de la comarca sanjuanera. “Ese es un punto de partida para ir hablando de salvaguardia de verdad verdad. Ya comenzamos con la escuela de compositores. La gente me dice cada vez que hablo de la escuela de compositores: ¿pero cómo si a componer no se puede enseñar? Yo respondo a eso con naturalidad. No es enseñar a componer, porque la composición es innata, pero sí se pueden dar las bases fundamentales en una escuela para tener referentes. El compositor actual de pronto a distancia de 20 años atrás no sabe quién es Luciano Gullo Fragozo, pero si le decimos quien fue, que tuvo una obra así, va a saber quién era, va a tener un referente; que los compositores vayan a la escuela a dictar las conferencias de su obra y de todas las historias que puedan contar”.

Enfatiza en la importancia de capacitarse, conocer su entorno, leer el pentagrama, escribir sus melodías… “Yo estoy seguro que un compositor de esta época, en el año 2025, se le pierde más en la distancia Máximo Móvil, si no se le enseña en la escuela, porque estamos en un mundo que va hacia adelante, pero vamos a tratar de acortar esa distancia entre el compositor nuevo que compone bien, pero que con unos referentes puede mejorar”.

Pero los proyectos no terminan ahí. Ya cuentan con el terreno en el que se construirán el ‘Parque temático de la composición sanjuanera’. “Ya acabo de conseguir con el Alcalde un lote de dos hectáreas, donde vamos a soñar con ese parque, los senderos de cada compositor, sus historias... Hay que soñar; mire, ‘La Cacica’ (Consuelo Araujonoguera) también sonó y ahí está el Parque de la Leyenda Vallenata; hay que aprender de los que sueñan”.

Así, con este raudal de ideas, con el alma preñada de sueños por su territorio, que va más allá de las fronteras geográficas (que llegaron mucho después que el vallenato), con una energía inagotable, Roberto Calderón trabaja por cristalizar todos estos que no son solo sus sueños, sino que son anhelos colectivos de quienes aman y respiran el folclor de contenido poético

Lo que quieren todos los que lo secundan en esta idea, en la organización del certamen, es que éste siga siendo un ícono a nivel nacional, que cada vez que se hable de composición las miradas sigan apuntando hacia San Juan, lo cual va a dinamizar la economía y el turismo de la zona, por eso “quiero extender la invitación a todo el pueblo del Cesar, La Guajira, Colombia y el mundo. Que recuerden que la Costumbre sanjuanera es entregar el corazón”.

.

María Ruth Mosquera

@sherowiya

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

Glorias de la sabana: Miguel Cabrera Castilla

Glorias de la sabana: Miguel Cabrera Castilla

Las personas que le han dado gloria al vallenato, no sólo nacieron en El Cesar o en La Guajira, los encontramos en muchas partes del t...

Un homenaje a los Reyes Vallenatos bogotanos

Un homenaje a los Reyes Vallenatos bogotanos

El próximo jueves 27 de noviembre a partir de las 6:00 de la tarde en el Concejo de Bogotá se realizará un reconocimiento a los do...

Los perros, vieja compañía en la música vallenata

Los perros, vieja compañía en la música vallenata

  Por estos días, los perros andan corriendo por todos lados a raíz de las canciones ‘Perro con Perro’ de Diego Daza y ‘El Pe...

Eliana: “El siglo XXI es el siglo de nosotras”

Eliana: “El siglo XXI es el siglo de nosotras”

Hay que verlo para entenderlo. Eliana es mucho más que una voz melodiosa y vibrante. Es mucho más que una interpretación clara y afi...

La vuelta al año 2014 de la música vallenata en 10 puntos

La vuelta al año 2014 de la música vallenata en 10 puntos

El año 2014 fue particularmente animado para la música vallenata. Premios, lanzamientos, rupturas, nuevas uniones y el anuncio de g...

Lo más leído

Los virreinatos del imperio español en América

Héctor González Aguilar | Historia

Los colores de la bandera de Colombia

Alberto Cajal | Patrimonio

La novia de Barrancas

Arnoldo Mestre Arzuaga | Ocio y sociedad

Julio Erazo Cuevas, el juglar guamalero

Luis Carlos Ramírez Lascarro | Música y folclor

Vallenato clásico

Luis Carlos Ramirez Lascarro | Música y folclor

La ciencia ficción nos advirtió

Jerónimo Rivera | Cine

La muerte de Pablo Escobar

Jorge Fuentes | Historia

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados