Música y folclor

Vuelven a congregarse los acordeones en su cuna

María Ruth Mosquera

13/09/2016 - 06:05

 

Llegan desde diversos rincones, atendiendo el llamado anual que les hace esta tierra, umbral de grandes dinastías que tienen como ingrediente en su información genética, el acordeón, instrumento que atravesó montañas y mares para entronizarse en sus almas y erigir aquí su cuna, mecida por leyendas, tradiciones y creencias que hoy conforman el patrimonio cultural de Santo Tomás de Villanueva.

Aquí, al pie del Cerro Pintao, está el pueblo que es teatro de encuentros, duelos musicales, realización de sueños, coronación de reyes, alrededor de ese instrumento que inspiró a Publio Daza y ‘Franco’ González para amenizar las fiestas patronales con un festival de música folclórica de la región, dando como resultado el Festival Folclórico Patronal de Villanueva (1971), que desde entonces ha sido en un espacio promocional de la cultura, que luego pasó a llamarse Festival Cuna de Acordeones, declarado ‘Patrimonio Cultural y Artístico de la Nación, en el año 2006, por el Congreso de la República.

Las razones que tuvo el Congreso para esta declaración: el papel determinante que tienen los festivales como espacios de salvaguardia de las tradiciones, como custodios que velan por la preservación, conservación, promoción y difusión de la música vallenata, como manifestación que identifica al Caribe colombiano; son las mismas que se evidencian año tras año cuando las tarimas se engalanan con hacedores de arte de diversas generaciones que ponen a prueba su talento creativo.

Acordeoneros en las categorías profesional, aficionado, juvenil, infantil y primaveras del ayer; así como compositores y repentistas arribarán este jueves 15 de septiembre a Villanueva, para participar en los concursos que tendrán como escenarios Parque el Gool en el Barrio El Cafetal, Timiriwakos Plaza, Casa de la Cultura, Club Villanueva Mía, Tarima Escolástico Romero., Plaza Poncho Cotes Jr., antigua Placita La Fe, Parque las Dinastías en el Barrio Blanca Martínez y el Polideportivo en el barrio 11 de Junio. Es éste el festival vallenato que abre espacio para la Romanza, que han denominado el ‘Quinto Aire’ y que le da participación a compositores cuyas obras poco se escuchan en otros certámenes, como Fernando Meneses, Gustavo Gutiérrez, Rosendo Romero y otros que tienen la lírica como una marca implícita en sus canciones.

Este año el Festival Cuna de Acordeones, cuyo presidente es el acordeonero de dinastía Israel Romero Ospino, celebra su versión 38 y han decidido rendirle homenaje al artista Silvestre Dangond, quien se ha declarado agradecido: “Gloria a Dios. Gracias al Festival por este homenaje en vida; me siento muy joven para que hayan hecho esto conmigo, pero lo recibo como mucho amor y como siempre agradecido con ustedes”.

Un capítulo especial de esta versión del Cuna de Acordeones está dedicado a Poncho Cotes Jr., cantautor villanuevero que fue rey de este Festival en cuatro ocasiones y que falleció el pasado mes de diciembre. En este primer Festival en su ausencia, los directivos han decidido hacer un acto especial el su memoria; es así como se hará un conversatorio sobre su vida y obra, además de canciones inéditas inspiradas en su memoria, las cuales se entonarán en la plaza del pueblo bautizada con su nombre.

Así las cosas, está todo listo. Este municipio guajiro está preparado con infraestructura hotelera, variedad gastronómica, planes de contingencia para recibir a los cientos de visitantes que llegaran, atraídos no sólo por los actos del festival, sino por lo riqueza histórica de este territorio, que tiene también grandes atractivos turísticos como el balneario 'Castillo Escondido', la Casa de la Cultura, el Museo Indígena, el Parque La Fe, y los barrios San Luis y El Cafetal, cuna de dinastías.

Será un fin de semana de cultura, recuerdos, evocaciones; un fin de semana para entonar el canto de Hernando Marín que se convirtió en himno de esta festividad: “Déjame tropezar en las piedras de tus calles de poesía / déjame brindar por ti / déjame cantar tus cantos / déjame sentir tu llanto Villanueva mía...”. Todo esto porque “el folclor es cultura y Villanueva es la cuna”.

 

María Ruth Mosquera

@Sherowiya 

 

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

La canción del sombrero vueltiao

La canción del sombrero vueltiao

  En el Concurso de la Canción Inédita, durante el Festival 46 (del año 2012), el jurado hizo eco del adagio "la voz del pueblo ...

Otros riesgos para el Patrimonio Inmaterial

Otros riesgos para el Patrimonio Inmaterial

La UNESCO, además de reconocer el valor de la música vallenata tradicional para declararla Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, c...

Abierta convocatoria del VI Mundial de Músicas de Acordeón

Abierta convocatoria del VI Mundial de Músicas de Acordeón

La Fundación Reyes y Juglares Vallenatos anunció la apertura de la convocatoria del 6º Encuentro Mundial de Músicas de Acordeón qu...

Cantos que narran la memoria africana

Cantos que narran la memoria africana

  Melba ya cumplió los trece. Es una niña que transita por caminos exploratorios para afianzar su identidad, sus preferencias, id...

El concepto de dinastía en la música vallenata

El concepto de dinastía en la música vallenata

Con el homenaje a Los López, el Festival de la Leyenda Vallenata rindió tributo por primera vez a una familia entera de músicos de...

Lo más leído

Vida y trayectoria de Rafael Pombo

Redacción | Literatura

Las 5 canciones más queridas de José Barros

Redacción | Música y folclor

José Barros navega en La Piragua del recuerdo

Juan Rincón Vanegas | Música y folclor

La irrupción del Cine en la sociedad cartagenera

Waydi Miranda Pérez y Osiris María Chajin Mendoza | Cine

El tabaco: una historia americana

María Solórzano | Historia

Historias de amores: John Lennon y Yoko Ono

Juan Carlos Boveri | Ocio y sociedad

Cuando Robin Hood fue prohibido

Juan Carlos Boveri | Literatura

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados