Música y folclor

El Vallenato y su batalla por la supervivencia

Redacción

17/04/2018 - 05:40

 

Los cantautores Rosendo Romero, Deimer Marín, Israel Romero, Sergio Moya Molina y Franklin Daza en el conversatorio de Comfacesar

 

No hay mejor lugar para entender hasta qué punto los valores de la música vallenata siguen presentes en las nuevas generaciones, que ir a los colegios y dialogar con los niños.

Así lo hicieron cinco grandes representantes del folclor Vallenato. Rosendo Romero, Sergio Moya Molina, Israel Romero, Franklin Daza y Deimer Marín, fueron invitados al conversatorio “Poesía, Antología y actualidad” (que organizó Comfacesar) y comprobaron lo que llevan tiempo denunciando: la radio y la televisión los ha desplazado forzosamente.

Han dejado de ser el ejemplo a seguir y, a cambio, los raperos o reggaetoneros con letras pobres y absurdas, que cantan sin pena a favor de la elasticidad de una cola o repiten sin cansarse las palabras “mamacita” y “perrea”, se han convertido en el sueño de muchos jóvenes.

Esto se pudo comprobar cuando el compositor Rosendo Romero preguntó al público asistente (jóvenes de entre 6 a 12 años) si conocían al compositor Rafael Escalona y solamente se alzaron tres manos. A continuación, preguntó si conocían a Daddy Yankee e inmediatamente más de cincuenta jóvenes alzaron la mano con una evidente alegría.

¿Quién de ustedes le pondría una serenata a su novia con esta canción: Dame la gasolina?”, preguntó Rosendo al público y enseguida concluyó lo inevitable: “La radio es la responsable de que estén escuchando esos embutidos. Elijan su música como ustedes eligen su comida”.

Poco antes, el acordeonero Israel Romero, fundador del Binomio de Oro, había expuesto claramente su inconformidad con la forma en que las cosas están avanzando en esta era comercial: “No puedo desaprovechar esta ocasión de hablar con los niños. Ustedes, niños, deben sentirse orgullosos de haber nacido en la capital mundial del Vallenato”. Y luego añadía: “Nosotros hemos expuesto una lírica y poesía a nivel mundial. Tenemos que volver a la poesía. A esta juventud la quiero motivar, esta música la podemos proteger y querer más”.  

Pero el célebre músico y compositor, Israel Romero, no se quedó ahí. “Los medios de comunicación tienen mucha culpa en esto. Es una desinformación mundial”, explicó y enseguida propuso: “Nosotros, desde la raíz, tenemos que combatir eso”.

Por su parte, el compositor Deimer Marín formuló una pregunta pertinente sobre el estado actual del vallenato clásico: “¿Por qué en tan poco tiempo ha quedado atrás lo original?”, y apuntó a la tecnología como el campo en el que se debe librar la batalla por la preservación de la música vallenata: “Lo que toca es meternos en la era tecnológica e inundar las redes sociales”.

 

PanoramaCultural.com.co    

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

Las reinas y el Carnaval Popular de Barranquilla

Las reinas y el Carnaval Popular de Barranquilla

Parece mentira pero, al parecer, nadie le ha querido dar importancia al “Carnaval Popular”, todos hablan de los orígenes del carna...

Diomedes Díaz está vivo en Rusia

Diomedes Díaz está vivo en Rusia

  Cuando la memoria colectiva vallenata se llena de música, preferencialmente aparece Diomedes Díaz, y esta vez no fue la excepci...

¿Cuánto cuesta este carro? Una anécdota de Diomedes y su chófer

¿Cuánto cuesta este carro? Una anécdota de Diomedes y su chófer

Las salidas del Cacique. Una vez viajaba Diomedes Díaz en su caravana regresando de una gira de conciertos, conducía su chófer de co...

El ‘Pollo Mono’ y sus trofeos

El ‘Pollo Mono’ y sus trofeos

En un cuarto estudio de una vivienda en el barrio Santa Lucía (Arjona), hay una mesita de madera con dos trofeos encima y un espacio...

Jesús Alberto cumplió su sueño de ser Rey Vallenato

Jesús Alberto cumplió su sueño de ser Rey Vallenato

A su llegada, llenó de sonrisas el lugar. Llegó a cumplir un deseo que nació desde que comenzó varios años atrás a tocar su aco...

Lo más leído

Jaime Garzón, el genial impertinente

María Jimena Padilla Berrío | Periodismo

Licencia para pedir

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

El desquite de Iberia

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

Las tamboras de Chimichagua ya no llevan candela viva

Juan Rincón Vanegas | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube