Música y folclor

Los cantos del ‘Turco’ Oviedo, de los festivales de tambora al mundo

Samny Sarabia

24/10/2018 - 03:45

 

Los cantos del ‘Turco’ Oviedo, de los festivales de tambora al mundo
El Turco Oviedo en la biblioteca departamental Rafael Carrillo Luquez / Foto: Samny Sarabia

De los 57 años que ha vivido Elgin Samuel Oviedo Martínez, 32 de ellos los ha dedicado a cantar los distintos aires de la tambora, toda una vida podría decirse. Con la nostalgia puesta en su pasado y con la esperanza empeñada en su futuro, recuerda ‘El Turco’ -como se le conoce en la región- su niñez en Costilla, uno de los dos corregimientos del municipio de Pelaya, al sur del Cesar.

Como todo pueblo ribereño, Costilla es un territorio que recoge la cultura y el folclor del Río Grande de la Magdalena. En ese pueblo, la niñez del ‘Turco’ estuvo marcada por los bellos amaneceres de los 24 y 31 de diciembre donde la música de tambora era la protagonista. Cantadoras de la época como su abuela Asunción Rabelo y Juliana Corrales, quien era su tía política y madre del acordeonero Emilio Oviedo, le regalaban cantos que se metieron en su alma para nunca más desprenderse de él.

Desde entonces, a pesar de las adversidades de la vida y de tener que apartarse en ocasiones de su terruño, se ha mantenido inmerso en la esencia de la tambora, en lo que representa su gente, sus tradiciones y el río que le da vida social, económica y cultural a los pueblos que encuentran en el afluente hídrico, la fuente de su inspiración y desarrollo.

Luego que se hiciera la primera versión del Festival de Nacional de la Tambora y la Guacherna en Tamalameque en el año 1979, Elgin Samuel se residencia en Barranquilla. Iniciando la década de los años 80, crea un grupo musical para asistir a los festivales, al que bautizó ‘Cipote e’ vaina’ en honor a una cumbiamba muy escuchada por esa fecha en la capital el Atlántico. El grupo conformado en su mayoría por miembros de su familia, tuvo una trayectoria de cinco años, debido a que muchos de los jóvenes que en él participaban, salieron de la población a estudiar y buscar mejores oportunidades de vida.

Al quedar solo, decidió alejarse de la tambora pero el llamado de sus raíces fue más fuerte y pasado un tiempo, retoma por la puerta grande, integrándose a los coros de uno de los grupos de tamboras de mayor tradición en toda la región, ‘La Original’, propio del corregimiento de San Bernardo, Pelaya.

En el 2008 fue delegado para participar en un proyecto de integración musical desarrollado en el Magdalena Medio, en ese espacio se reencontró con personajes de la música de tambora con los cuales comparte vivencias en cada festival. Allí conoció a Damaris Sayas Gómez, oriunda de Tamalameque, destacada como una de las voces más dulces en el canto de tamboras y quien es la voz principal y coordinadora del grupo ‘Los hijos de Chaulo’.

En abril de ese mismo año se realiza en Tamalameque el primer y único Festival de Compositores de Tambora, certamen que sirvió para que los grupos de tambora y el público descubrieran el talento de Elgin Oviedo para la composición, ya que ocupó el segundo lugar. Es así como Damaris Sayas, le pide que le haga un canto para participar en el Festival Nacional de la Tambora en San Martín de Loba, Bolívar.

Su primer canto se llamó ‘La tambora está viva’ y fue compuesto en ese mismo año. Dando respuesta al pedido de la cantadora tamalamequera, compone ‘Así era mi pueblo’, resultando ganador en la población bolivarense. Posterior a ese triunfo, le solicita otro canto para participar en el Festival de El Peñón, de esa solicitud nace ‘Suena el tambó’, llevándose también el primer puesto. “Luego, me dice que le de otro, y le doy ‘Soy chandé’ muy popular hoy entre los festivales de tamboras de la región”, dice. En esa oportunidad, también ganó.

Siguiendo con la línea de éxitos en la composición y con más reconocimiento entre los veteranos y los jóvenes hacedores de la música de tambora, es designado como Coordinación de Cultura de la cabecera municipal de Pelaya. Desde esa instancia organizó un evento musical que aún tiene mucha recordación, puesto que reunió a los integrantes de los grupos ‘Los hijos de Chaulo y La llorona de Tamalameque y al grupo El Chandé de Gamarra. A partir de ahí, el grupo ‘La llorona’, le abrió las puertas como su voz líder.

El Turco Oviedo, gran representante de la Tambora / Foto: Samny Sarabia

Como integrante oficial de ‘La Llorona’ se presentan al primer festival, pero sin grandes resultados. Siendo persistente y con la llegada al grupo del joven cantador Jaider Mejía, se propone ampliar los horizontes del grupo, afinando los coros y empezando a ganar festivales como compositor. Ya para ese tiempo tenía su reconocimiento como compositor y cantador estaba forjado.

Tal ha sido el éxito del ‘Turco’ con ‘La llorona’ que se han ganado todos los festivales en todas las categorías, desde canto inédito hasta pareja de baile infantil. En canción inédita ha ganado en El Hatillo, Barranco de Loba, San Martín, El Peñón, Río Viejo, Cantagallo, Tamalameque, entre otros. Más recientemente ganó en el Festival Nacional del Chandé en San Sebastián, Magdalena.

Debido a los aciertos acumulados durante los ocho años como cantador y director de ‘La Llorona’, los integrantes más jóvenes del grupo le expresaron el deseo de hacer una producción discográfica con él para dejar un registro que les permitiera conquistar el gusto de las nuevas generaciones. El proyecto fue presentado a la alcaldía de su pueblo pero no encontró eco, en cambio, amigos ubicados fuera del país y en distintos municipios del Cesar, Magdalena y Bolívar les ofrecieron apoyo para que ‘Bendito folclor’ viera pronto la luz; así se llamará la producción con la que desean preservar y visibilizar su tradición musical, prevista para salir al mercado a finales del mes de octubre.

El álbum es una compilación de trece cantos, todos de su autoría y ganadores en festivales diversos, el cual fue grabado en un estudio ubicado en Valledupar bajo la producción de conocedores del folclor. “Queremos que sea el álbum más escuchado en música tradicional, tengo un palpito que así va a ser. Queremos difundir pero también guardar las raíces de la tambora, no deformarla, aunque se fusionaron sonidos porque el objetivo es que sea disfrutado no solo por las personas que nos gusta la tambora, también por el público en general. Habrá críticas, pero las cuestiones hay que llamarlas por su nombre”, expresa.

El disco será distribuido físicamente y a través de plataformas digitales buscando mayor alcance y llegar a ese público internacional que aún no ha tenido contacto con la tambora. Las proyecciones son muchas. Al momento, prevén participar de la próxima versión del festival ‘Colombia al parque’ y hacer una gira por varias estaciones radiales de la capital del país para empezar a abrir puertas y llevar su música a otras latitudes.

“Si tú vas a uno de nuestros festivales, te das cuenta cómo a la gente del interior y a los extranjeros les gusta la tambora, es más, yo me sorprendo al ver grupos del interior del país tocando y bailando tambora. Entonces, como dice la canción: ¡La tambora está viva!”. El trabajo de promoción, rescate y conservación realizado en estos 32 años, sumado al respeto que ha logrado de sus compañeros y del público que lo ha escuchado, le dan validez al ‘Turco’ Oviedo para actuar y hablar con autoridad sobre la tambora.

En su trayectoria musical, Elgin Samuel ‘El Turco’ Oviedo ha compuesto 32 cantos, de los cuales 21 han estado entre los primeros, segundos y terceros lugares en los festivales de música folclórica tradicional de Cesar, Bolívar y Magdalena. Al indagarle sobre el canto que más lo ha marcado no duda en responder que es ‘Bendito Folclor’ el que canta con más sentimiento pero es ‘Vientos de paz’, el que más significado tiene por el momento histórico que vivió Colombia con la firma del Acuerdo de Paz y el cual, considera ha sido un momento clave para la reconciliación e integración que tanto necesita el país.

Hoy después de medio siglo de vivir bajo la guerra

La paz por fin ha traído, tranquilidad a mi tierra

Que ha vivido confundida por culpa de la violencia (bis)

Hoy soplan vientos de paz en nuestra Colombia amada

La vida nos cambiará, se acerca la paz soñada

 

Samny Sarabia

@SarabiaSamny

3 Comentarios


Leidis Valle 24-10-2018 08:17 PM

Excelente, mi paisano. Dios te siga llenando de más talento, valorando las tradiciones y dando ejemplo a esos jóvenes que tanto lo necesitan. Felicitaciones.!

Ana judith acosta 27-10-2018 09:16 AM

Turco bendiciones yo se q tu eres grande tqm muchas felicitaciones

Diogenes Pino 01-11-2018 03:31 PM

El Turco es uno de Los Grandes cantadores de la Tambora de la depresión momposina.

Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

El Vallenato brilla en su festival intercolegial

El Vallenato brilla en su festival intercolegial

  Uno de los grandes eventos que marca el periodo pre-festivalero: es el Festival Intercolegial de Música Vallenata Comfacesar que...

“No soy el Rey Vallenato mudo, canto y bien afinado”: Miguel López

“No soy el Rey Vallenato mudo, canto y bien afinado”: Miguel López

  En la sala de su casa y en medio de la tranquilidad del municipio de La Paz, apareció sonriendo con su amabilidad y sencillez ca...

Elegías vallenatas

Elegías vallenatas

  Modernamente, la elegía es un subgénero de la poesía lírica que designa un poema de lamentación en el cual la actitud el...

Homenaje a Romualdo Brito en el 41 Festival Nacional del Carbón

Homenaje a Romualdo Brito en el 41 Festival Nacional del Carbón

Del 11 al 14 de octubre se realizará en Barrancas, La Guajira, el 41 Festival Nacional del Carbón en homenaje al compositor Romualdo ...

Autenticidad vs Comercio: dilema histórico del vallenato

Autenticidad vs Comercio: dilema histórico del vallenato

Con una premiación superior a los 147 millones de pesos, el Festival de la Leyenda Vallenata es hoy por hoy un evento de indiscutible ...

Lo más leído

Salud mental y víctimas de la tragedia de Armero

Mónica Fernández | Ocio y sociedad

¿Por qué escribir?

Antonio Acevedo Linares | Literatura

Las fiestas del Guatapurí

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

El pintor de verdades de la orilla del Sinú

María Ruth Mosquera | Artes plásticas

Síndrome de once

Diógenes Armando Pino Ávila | Opinión

Agua para los vallenatos

Camilo Pinto Morón | Opinión

Síguenos

facebook twitter youtube