Ocio y sociedad

El origen del pesebre

Redacción

13/12/2019 - 05:20

 

El origen del pesebre

 

Cada fin de año, el pesebre aparece en el interior de las casas y en un gran número de lugares públicos como un anuncio reconocible y acogedor.

Es uno de los emblemas más representativos de la Navidad y del nacimiento de Jesucristo, un retrato que ilustra la sencillez del hogar en el que Jesús nació y el amor de quienes lo recibieron. Sin embargo, ¿cómo surgió esa costumbre del pesebre?

Se considera que esta tradición procede de los frailes franciscanos y que fue introducida en la época de la colonización o evangelización de América a partir del siglo XV y XVI.

Algunos relatos atribuyen la creación de estas imágenes a San Francisco de Asís y explican que, tres años antes de su muerte, en 1223, el fundador de la orden franciscana se dispuso a celebrar la memoria del nacimiento del niño de Jesús durante su visita a la ermita de Greccio con el fin de avivar la devoción de los fieles.

El frío le tomó por sorpresa pero no le impidió proseguir en su esfuerzo de predicación. Allí en el interior de la ermita, mientras meditaba sobre la lectura del evangelista San Lucas, Francisco decidió recrear una escena que permitiera entender el misterio del nacimiento de Jesús en Belén.

Construyó una casita de paja a modo de portal, puso un pesebre en su interior, trajo un buey y un asno de los campesinos del lugar e invitó a un pequeño grupo de ellos a reproducir la escena de la adoración de los pastores.

Sin embargo, para que esta celebración no pudiera ser tachada de pagana, Francisco de Asís pidió permiso al sumo pontífice, para poder llevarla a otros escenarios del país.

A partir de entonces el pesebre se propagó por toda Italia, luego a España y el resto de la Europa católica. En Nápoles, hacia fines del siglo XV, reprodujeron en figuras de barro a los actores del gran acontecimiento narrado por el evangelista San Lucas, en su capítulo 2, versículos 2 al 14.

La llegada de los frailes franciscanos a las Américas en el siglo XV permitió la difusión del pesebre que se convirtió en una forma propiamente católica –junto con el canto de villancicos– para recordar el nacimiento de Jesucristo.

Más adelante, la tradición del pesebre se masificó con la promoción que hizo la iglesia católica del nacimiento del niño Jesús dentro de los templos, hogares y lugares públicos. El fin era crear una atmósfera de devoción palpable tanto en las calles como en casa.

Hoy el pesebre sigue siendo una manifestación muy extendida en las fiestas de fin de año y las figuras, aunque han cambiado levemente en su estética, mantienen el carácter sobrio, reflexivo e devoto de antaño.

 

PanoramaCultural.com.co 

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

El Parque de las madres, convertido en parque creativo

El Parque de las madres, convertido en parque creativo

En su propósito de multiplicar las manifestaciones culturales y de llegar al mayor número de personas posible, un colectivo compuesto...

En La Guajira, “el agua es melancolía, sólo la aridez perdura”

En La Guajira, “el agua es melancolía, sólo la aridez perdura”

Había intimidad, confianza, música, trago, comida, alegría y lamentos exorcizados. Era uno de esos reencuentros de amigos que hace...

Orianica Velásquez Herrera: una guerrera del fútbol

Orianica Velásquez Herrera: una guerrera del fútbol

“El deporte te enseña a tener carácter, a seguir las reglas, a saber cómo se siente al ganar o perder: te enseña sobre la vida”...

La vida de Pablo Escobar en pocas palabras

La vida de Pablo Escobar en pocas palabras

Estos últimos días, el nombre de Pablo Escobar ha vuelto a ocupar la primera línea de la actualidad colombiana. Pero ésta vez, por ...

El Turco noble de San Fernando, Magdalena

El Turco noble de San Fernando, Magdalena

Cuando mi profesora de cuarto de primaria, la siempre recordada y bella, Amanda Jiménez Lobo, nos dejaba tareas de la asignatura de ...

Lo más leído

La noche de las velitas y su significado

Redacción | Otras expresiones

La Navidad en la literatura

Antonio Acevedo Linares | Literatura

El origen del pesebre

Redacción | Ocio y sociedad

Gabo y su compromiso con las causas redentoras de los pueblos

José Eulícer Mosquera Rentería | Pensamiento

La utilización política del lenguaje

Antonio Acevedo Linares | Pensamiento

Hablemos de gabinete

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

Débora Arango, la huella de una gran artista colombiana

Marta Elena Bravo de Hermelin | Artes plásticas

Vera Mercado Meza: actuación, poder femenino y amor

Fabrina Acosta Contreras | Artes escénicas

Síguenos

facebook twitter youtube