Ocio y sociedad

En el corazón de Escallón y el corazón de Fides

Herlency Gutiérrez

16/09/2014 - 10:05

 

Alejandro Escallón A Alejandro Escallón le pregunté quién era él, cómo se definía. Al escuchar su respuesta me di cuenta que al ser publicada esta entrevista la primera pregunta que debía registrarse era: ¿Quién es María Elisa? a medida que lean la respuesta comprenderán quién es este bogotano de nacimiento, urólogo de profesión, y presidente de corazón y convicción de Fides (Fundación para la Investigación y el Desarrollo de la Educación Especial).

“María Elisa es mi hermana menor, es una persona que nació con condición de discapacidad cognitiva. Cuando ella llegó a la familia no sabíamos lo que le pasaba, mis padres viajaron a Estados Unidos donde le hicieron el diagnóstico y recibieron en ese momento un baldado de agua fría. Obviamente, ninguna familia está preparada para esa noticia y evidentemente en Colombia no había nada para favorecer a esos muchachos”, recuerda y prosigue en su relato.

“Poco a poco hubo un proceso de entendimiento, de madurez de la noticia para posteriormente querer hacer algo en beneficio de estos muchachos, para hacer algo por María Elisa. Entonces, en ese momento nació Fides. Mis padres se unieron con más familias que también tenían hijos con discapacidad cognitiva… En ese momento le decían retraso mental, era un término muy despectivo”.

Escallón habla con tono firme pero calmado. Cada palabra evidencia el amor que le profesa a su hermana.

“María Elisa llegó a abrir los corazones de la familia, fue un proceso duro. Poco a poco nos fuimos uniendo mucho más por el cariño que le teníamos a ella. Hoy en día es una mujer muy valerosa y ella se ha abierto el camino paso a paso con sus limitaciones cognitivas. Ella tiene una inteligencia sobresaliente, tiene una ternura grande, es capaz de unir, de sonreír, tiene sentido del humor y es una persona muy importante para nosotros y yo creo que para el país porque es la persona que inspiró Fides. La principal maestra de mi vida ha sido ella”.

¿Cuántos años tiene ella y cuántos años tiene usted?

Ella desde hace muchos años dice que tiene 16 o 17 y yo soy tres años mayor que ella, calcule”.

Ahora sí, iniciemos por lo convencional y conozcamos al personaje de esta historia. ¿Quién es Alejandro Escallón?

Alejandro Escallón es un servidor de Colombia, es una persona que creció rodeado de la inspiración de mi corazón que es mi hermana menor, María Elisa. Ella fue el motor para que mis padres junto a otras personas crearan a Fides. Yo siguiendo los caminos de mi padre estudié urología igual que él. Es mi maestro, mi amigo, mi mentor. Mi inspiración también. Una parte de mi corazón y de mi vida. Por el vínculo con la medicina y por la relación tan estrecha con mi familia me vinculé a Fides. Luego, debido al trabajo que estaba haciendo me delegaron la responsabilidad de ser el presidente así que desde esa época trabajo en la urología -que me da mi forma de vivir- y dirijo Fides que me da vida y crecimiento espiritual para ser cada día mejor ser humano.

He aprendido que las personas especiales nos ayudan a ser más humildes, he aprendido que en Colombia hay seres maravillosos, personas que están involucradas con Fides quienes dan todo su esfuerzo, su voluntario actuar para hacer una mejor sociedad. He aprendido que lo más importante que hay en la vida es la humildad. Me gusta escribir, me gusta leer, me gusta hacer cosas que me llenen el espíritu.

Usted siempre se muestra como una persona muy dulce al hablar, pero ¿qué puede amargarle el rato?

La injusticia de la vida, la hipocresía de la gente, el orgullo desmedido de las personas que creen que ellos son el centro del mundo; he aprendido a manejar esto pero a veces me amarga el rato. Me amarga el rato la conchudez de la gente cuando piensan únicamente en ellos.

Me dijo que le gusta escribir, ¿qué escribe?

Yo soy médico y escribo para un periódico que se llama ‘Paciente al día’ y es un periódico que lleva 14 años. Escribo también en La Posdata que sale en forma diaria durante los congresos de urología y es algo apasionante también. Escribo cuestiones de salud y de humanidad. Me gusta transmitir mensajes de ternura, de cariño, de comprensión, de sociedad, cosas que nacen de las tripas de uno mismo para poder dar a las demás personas y sobre eso escribo; y leo cosas que me saquen de este mundo hacia la fantasía que debemos tener todos los seres humanos.

¿Dónde estudió?

Estudié en Bogotá en el colegio Gimnasio Moderno y urología  en la universidad del Rosario.

¿Esposa, hijos?

Soy felizmente soltero y tengo cien mil hijos en todo el país.

¿Hace cuánto está en la presidencia de Fides?

Empecé la presidencia en el año 1998.

¿Un padre una madre deben tener alguna preparación especial para la llegada de un hijo especial?

Ningún padre está preparado para esa noticia. No está preparado para que le digan que su niño tiene una condición diferente a la de los demás seres humanos.  Lo que deben tener todos los padres es la capacidad gigante para entender que los hijos son únicos. Las personas en condición de discapacidad cognitiva aparentemente tienen pocos talentos pero realmente tienen talentos inmensamente grandes… de deporte, de arte, de creatividad, de sonrisa, de afecto, de amor, de abrazo, cualidades que muchas personas no las tienen.

Todos los talentos tenemos que ponerlos al servicio de la sociedad y las personas especiales tienen esa inmensa capacidad de transmitir mensajes de amor. Esas familias que no están preparadas deben recordar que ellos son seres que llegan a nuestras casas para darnos una lección de amor y humildad.

Usted siempre destaca al departamento del Cesar por el apoyo que le ha dado a las personas con discapacidad cognitiva. ¿Nos podría hablar de un antes y un después de ese apoyo…?

Hablar de un antes es hablar de una inexistencia. No ha habido en la historia de los 40 años de Fides algún departamento en el país que haya dado un apoyo tan irrestricto como el Cesar en los últimos años. Cuando llegó el apoyo del gobernador Luis Alberto Monsalvo y de doña Cielo Gnecco como primera gestora nos dimos cuenta que sí era posible que existiera voluntad política, voluntad institucional para hacer cosas de muy buena calidad, de dignidad de ética, de grandeza espiritual, de voluntad no solo financiera sino humana.

La gobernación del departamento del Cesar ha puesto un punto muy alto que ojalá sea imitado o tratado de imitar por otros departamentos del país. En Colombia hay interés pero no hay prioridad para las personas con condición de discapacidad intelectual y eso es muy triste porque tenemos más de 2 millones de personas que pueden beneficiarse del apoyo y solo en el Cesar ha existido compromiso institucional.

¿Hay alguna cifra consolidada de personas con discapacidad cognitiva en Colombia?

Es una cifra importante pero no la tenemos exacta. Ojalá se pudiera tener. Lo que ocurre es que cuando se hace un censo, la persona que lo hace no es la indicada para hacer un diagnóstico real para determinar si la persona tiene o no alguna discapacidad cognitiva. Es una cifra subvalorada. Además, se han presentado casos donde unos han nacido con la condición de discapacidad y otros se han creado esa condición en el transcurso de la vida por un traumatismo o por una infección como meningitis, por esto no hay una cifra exacta. Nosotros calculamos que hay más de 2 millones de personas y en Fides tenemos 100 mil inscritos, eso quiere decir que hay una población que no tiene la atención adecuada.

 

Herlency Gutiérrez

@HerlencyG

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

El patinaje brilla nuevamente en Pailitas (Cesar)

El patinaje brilla nuevamente en Pailitas (Cesar)

Desde la inauguración del Primer Festival de Clubes y Escuelas de patinaje en el año 2011, el municipio de Pailitas (Cesar) se ha con...

Fabio Zuleta y el arte de la picardía

Fabio Zuleta y el arte de la picardía

La presentación del libro “Cuentos costumbristas” de Fabio Zuleta nos abrió la puerta sobre la vida de un personaje destacable ...

Del maltrato doméstico al apoyo a la lucha femenina: un gran paso existencial

Del maltrato doméstico al apoyo a la lucha femenina: un gran paso existencial

  El testimonio de Edgar Martínez demuestra que es posible poner en sintonía a los hombres con la lucha por el reconocimiento de ...

Leonardo Maya: “Ya no hay tiempo para galantear a una mujer”

Leonardo Maya: “Ya no hay tiempo para galantear a una mujer”

El amor y la literatura son dos temas que apasionan a Leonardo Maya: un oftalmólogo de profesión y especialista en gerencia de servic...

Fabio, un Zuleta con el don de la oralidad

Fabio, un Zuleta con el don de la oralidad

Sus habilidades no las despliega sobre los botones de un acordeón o a través de los prodigios de su garganta, como ha sido la const...

Lo más leído

El chocolate: otra gran historia americana

José Luis Hernández | Historia

Historia de un mestizaje en la Alta Guajira

José Trinidad Polo Acuña y Diana Carmona Nobles | Pueblos

Los secretos del sombrero vueltiao

Augusto Amador Soto | Patrimonio

La Orlena

Arnoldo Mestre Arzuaga | Ocio y sociedad

El día D de la pandemia en Colombia

Álvaro Yaguna Nuñez | Opinión

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados