Opinión

La mujer compositora del vallenato

Jorge Nain Ruiz

11/10/2013 - 11:00

 

Ya he escrito en este espacio sobre la mujer en el vallenato, especialmente la mujer en el canto vallenato, pero ahora debo abordar el tema de la mujer como compositora de música vallenata, capítulo casi inédito en este folclor.

Entre las preguntas que surgen tenemos: ¿Hay muchas mujeres compositoras? ¿Cuántas? ¿Los intérpretes les graban? ¿Alguna de ellas ha compuesto éxitos? ¿Componen  con perspectiva de género? ¿Las mujeres intérpretes buscan canciones de mujeres compositoras? ¿Las mujeres se apoyan entre ellas? ¿Se presentan las mujeres compositoras a los festivales vallenatos? ¿Ha ganado la mujer compositora en algún festival?

Claro que sí hay mujeres compositoras en la música vallenata, aunque no tantas como debería ser y existen muchas razones para ello. La primera es el machismo imperante, rampante y aún vigente en nuestra cultura vallenata; la segunda, la falta de apoyo de los intérpretes; la gran mayoría piensa que la mujer no tiene las motivaciones y causas suficientes para componer un buen vallenato, tal vez debido a que la mujer no se enamora y desenamora tan fácilmente como el hombre y todos sabemos que el amor y los desengaños son la principal fuente de inspiración de este género musical.

Por otra parte, las mujeres intérpretes no son –como deberían ser– las principales impulsoras de las mujeres compositoras, pues en los trabajos grabados por mujeres, la mayoría del repertorio es de autoría de hombres, dicho de otra forma, las mujeres no se apoyan entre sí, por lo menos para estos fines.

Sobre si la mujer compositora se presenta en los festivales de música vallenata, tengo que decir que son muy pocas, tal vez porque las ocupaciones de la mujer en su papel de madre y ama de casa no le permiten viajar y dedicar el tiempo que requiere concursar en un festival. Si graba muy poco, si no promociona sus canciones en festivales, como resultado no se hace conocer y aquellas excelentes mujeres compositoras que existen permanecen en la mayoría de los casos en el anonimato.

En lo que tiene que ver con la participación y triunfo de la mujer compositora en el Festival de la Leyenda Vallenata, los porcentajes son ínfimos con relación a los hombres. Por ejemplo, en las 46 ediciones del Festival se han alzado con triunfo en la canción inédita en solo  tres oportunidades: Ortensia Lanao en 1995, con el tema “¿Qué hago, señor?”; Antonia Daza en 1999 con la canción “El orgullo de nacer”; Martha Guerra en 2003 con el tema “Un soncito tolimense”,y pare de contar.

 

Jorge Nain Ruiz

@JorgeNainRuiz

Sobre el autor

Jorge Nain Ruiz

Jorge Nain Ruiz

Vallenateando

Jorge Nain Ruíz. Abogado. Especializado en derecho Administrativo, enamorado del folclor Vallenato, cantautor del mismo. Esta columna busca acercarnos a una visión didáctica sobre la cultura, el folclore y especialmente la música vallenata. Ponemos un granito de arena para que la música más hermosa del mundo pueda ser analizada, estudiada y comprendida.

@jorgenainruiz

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

El Festival como política pública

El Festival como política pública

La eterna discusión sobre si es mejor un festival organizado por la empresa privada o particulares, léase organización sin ánimo de...

El abuso de andar recomendando lecturas

El abuso de andar recomendando lecturas

  Cuando me recomiendan lecturas me entra por un oído y me sale por el otro, lo considero un abuso, ¿qué se creen los otros para...

Una zanja para el alcalde

Una zanja para el alcalde

  Desde Santa Marta nos mandaban facturados los alcaldes, quienes por lo regular no conocían al pueblo ni sus necesidades, la mayo...

Habemus presidente costeño

Habemus presidente costeño

  Muchos años tocó esperar para ver a un costeño cruzarse la banda presidencial, aunque como no hay cuña que más apriete que la ...

El oficio de seducir

El oficio de seducir

El principal instrumento de desarrollo económico que tiene Valledupar no es la ganadería, ni la agricultura, ni la construcción, ni ...

Lo más leído

La iguana: un símbolo de la costa Caribe

Redacción | Medio ambiente

Octavio Daza: el genial inspirador del “Río Badillo”

Eddie José Dániels García | Música y folclor

Las ninfas de Macondo

José Manuel Rodríguez y Omar Salazar | Literatura

Pedro García: el incansable parrandero del “Trovador ambulante”

Eddie José Dániels García | Música y folclor

La música del Bajo Magdalena y el vallenato

Álvaro Rojano Osorio | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados