Opinión

Editorial: Ya vuelvo, decía el cuadro

Redacción

18/06/2012 - 11:30

 

La obra "Ya vuelvo" de Germán PiedrahitaLa muerte de Germán Piedrahita nos ha dejado a todos tristes y aturdidos. Huérfanos de un artista y gestor entregado. Lo que no queríamos aceptar, llegó.

En el entierro del pasado viernes, personas de todos los ámbitos –tanto  de la educación, como de la comunicación y de la alcaldía o gobernación–, familiares y amigos, elogiaban a un hombre que nunca se dio por vencido y, desde sus principios de humildad y coherencia, siempre fue buscando lo mejor para la ciudad de Valledupar.

Germán se ha ido pero no nos deja solos. Su obra artística es el resultado de todas sus reflexiones e inconformidades. También nos queda para siempre ese temperamento único de lucha.

El mejor ejemplo de esa sagacidad es la obra expuesta en una exposición de múltiples artistas a principios de año en la Biblioteca Rafael Carrillo. La obra decía “Ya vuelvo” y aquí lo esperábamos todos.

No queremos iniciar un nuevo ciclo sin pensar en esta pérdida enorme. La lucha de Germán y sus principios no pueden desvanecerse y, por eso, es preciso seguir luchando por una sociedad justa que eduque a sus jóvenes y ofrezca a todos la posibilidad de acceder a un hospital y ser atendido como un ser humano.

Eso, finalmente, es lo que queremos: solidaridad, prosperidad y saber para todos, y en eso hemos de poner nuestro empeño.

Esta semana empieza en Valledupar una gran semana de festividades. Gracias al IV Encuentro Mundial de Acordeones y la Fiesta de la música –eventos que Panorama Cultural apoya directamente– disfrutaremos, sin lugar a dudas, de una de los momentos más amenos del año.

Valledupar se convertirá en un volcán musical, como tan bien sabe hacerlo. Pero, durante esas fiestas, dediquémosle un pensamiento al maestro que decía en su obra “Ya vuelvo” y quedémonos con lo mejor de su arte.

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

La Valledupar con la que sueño

La Valledupar con la que sueño

Quizás, a diferencia de muchos, la Valledupar con la que sueño, por lo menos a corto y mediano plazo, no la dibujo con accesorios luj...

¿Democracia participativa o representativa?

¿Democracia participativa o representativa?

En Colombia, desde finales del siglo XX, hicimos decididamente el tránsito de una democracia representativa con la que convivimos po...

“El tiempo pasa” versus “Ponerse las pilas”

“El tiempo pasa” versus “Ponerse las pilas”

Es bueno decirle al tiempo: pasado, presente y futuro, su uso. El tiempo vive en la  memoria de los hombres. Al igual que en la cave...

Del cóndor legendario al cóndor herido

Del cóndor legendario al cóndor herido

  La casualidad nos atrapa de muchas maneras. Parece macondiano, que alguien de nombre Iván, R. Duque, tenga como alias, Ernesto Bá...

El Vallenato no sirve solamente para parrandear

El Vallenato no sirve solamente para parrandear

  El pasado viernes 18 de octubre asistí al evento denominado ‘Gran Noche de Reyes Vallenatos’, que se viene realizando hace cat...

Lo más leído

Pueblo Bello en la Sierra Nevada

Enrique Córdoba | Turismo

Ray Bradbury: entre amor y odio a la tecnología

José Luis Hernández | Literatura

Sobre la tolerancia: un marco histórico

Antonio Acevedo Linares | Pensamiento

Pluralidad, multiculturalismo y ética

Antonio Acevedo Linares | Pensamiento

Ladrido cultural

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

Libros que se fueron, pero se quedaron

Diógenes Armando Pino Ávila | Opinión

Síguenos

facebook twitter youtube