Opinión

El Museo del Acordeón es un lugar excepcional

Jorge Nain Ruiz

16/11/2018 - 05:40

 

El Museo del Acordeón es un lugar excepcional
El compositor Beto Murgas en su casa-museo / Foto: web del museo.

El acordeón es un instrumento musical cuyos primeros vestigios se conocieron en China; y que más adelante fue patentado en Austria por Cyrill Demian y fue acogido por toda Europa. Los alemanes se adueñaron de su paternidad y nos lo enviaron a América el regalo más valioso que hayan podido apreciar los campesinos del Magdalena grande, y que ha convertido a Valledupar en la ciudad de Latinoamérica reconocida como la ‘Capital Mundial del Acordeón’.

Bueno, quien haya visitado Valledupar en los años recientes y no conozca la casa de ‘Beto’ Murgas, donde el compositor creó el Museo del Acordeón, no sabe de lo que se está perdiendo. Yo era uno de ellos, y sólo hasta el pasado fin de semana tuve ese placer, y realmente quedé impresionado, no solo por lo que observé en ese lugar, sino por el calor humano que se siente en el recinto, donde sus anfitriones ‘Ocha’ y ‘Beto’ hacen que los visitantes disfruten conociendo la historia del acordeón y del vallenato, y que no quieran despedirse del lugar.

Cuando ‘Beto’ inicia su guianza, nos explica de dónde nace la idea de convertir su casa en un museo, cómo consiguió su primer acordeón y toma en sus labios las primeras armónicas, lo que nosotros conocemos como violinas, para explicarnos como opera el sistema de lengüetas que da vida posteriormente al acordeón, uno se siente en otro mundo, especialmente aquellos que conocemos quien ha sido para nuestra música el compositor Alberto Murgas y cuántas canciones de su autoría han sonado en todo el territorio nacional durante los últimos 40 años.

No quiero contar en detalle lo que usted puede ver y sentir en el Museo del Acordeón de ‘Beto’, porque si le gusta el folclor vallenato definitivamente no se puede perder este espectáculo y esta vivencia, que con razón ya es reconocido por el Ministerio de Cultura y por portales digitales como TripAdvisor como el lugar número uno para visitar en Valledupar.  

El Museo del Acordeón en Valledupar es sin duda alguna el sitio que un amante de la música vallenata no debe dejar de visitar en su vida, estoy seguro que son muchísimos los habitantes de la ‘Capital Mundial del Vallenato’ que no conocen el lugar, y que tal vez los turistas internacionales y de otras partes del país lo han visitado más que los propios lugareños.

Si vives en Valledupar, o la visitas por cualquier razón y no asistes al Museo del Acordeón de ‘Beto’ Murgas, es una circunstancia totalmente imperdonable. 

Colofón: Cuando uno visita Valledupar, y en tan sólo dos días puede conversar y compartir con personajes como Julio Oñate Martínez, Jacobo Solano Cerchiaro, Santander Durán Escalona, Alberto ‘Beto’ Murgas, Ciro Quiroz Otero, pero además desayuna con un delicioso patacón pisa’o al lado de El Pilón en el Hostal Buenos Aires, se me aceleran las ganas de regresarme a vivir a mi lindo Valledupar.

 

Jorge Nain Ruiz

@jorgenainruiz

Sobre el autor

Jorge Nain Ruiz

Jorge Nain Ruiz

Vallenateando

Jorge Nain Ruíz. Abogado. Especializado en derecho Administrativo, enamorado del folclor Vallenato, cantautor del mismo. Esta columna busca acercarnos a una visión didáctica sobre la cultura, el folclore y especialmente la música vallenata. Ponemos un granito de arena para que la música más hermosa del mundo pueda ser analizada, estudiada y comprendida.

@jorgenainruiz

2 Comentarios


Alfonso Cortés 16-11-2018 08:38 AM

Que buena oportunidad para relacionar, dar a conocer y destacar el museo de la cultura Vallenata existente en Bogotá, creado y dirigido por un boyacense, el gestor cultural y el verdadero juglar urbano, Alfonso "Poncho" Cortés, pionero de la música vallenata en la capital del país

Henry Bloom 17-11-2018 11:10 AM

Beto Murgas ha hecho de su Museo un icono histórico como emblema del festival vallenato, su vida hecha Vallenato, sus composiciones, canciones que comparten en cada una de las vivencias y narraciones del ser , de las costumbres cotidianas del hombre parrandero, del amor y la protesta social. Beto Murgas es una figura con un repertorio cultural valioso. Muy pronto estaré visitando esa linda ciudad, Valledupar, la hermosa ciudad naciente que lo tiene todo, un acordeón, una voz, un cantor, y todos aquellos personajes anónimos con cadaa, guacharaca en mano. Un saludo desde El Carmen de Bolívar.

Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

Volver a Villanueva

Volver a Villanueva

Yo solo te pido que no me eches al olvido Villanueva mía. Yo solo te imploro que no me dejes tan solo por que moriría. Déjame tropez...

Brasil ha sorprendido al mundo

Brasil ha sorprendido al mundo

Éxito total. Solo dos palabras son necesarias para evaluar los Juegos de la XXXI Olimpiada. Rio de Janeiro, la “Cidade Maravilhosa...

La dinosaúrica costilla del Che

La dinosaúrica costilla del Che

  Crecí a pocos pasos del mercado viejo de Valledupar, entre carreras sexta y séptima, cercado por las calles catorce y catorce A d...

La procesión del Cristo del Ubérrimo

La procesión del Cristo del Ubérrimo

  Desde su concepción más original, la democracia es un sistema político que incentiva al pueblo a participar en la toma de deci...

Calma en medio de la tempestad

Calma en medio de la tempestad

  Esta visita del sumo pontífice, representante de la Iglesia Católica, a Colombia, generó tantas inquietudes de católicos, cre...

Lo más leído

Historia del teatro moderno y universal

Rolando Sifuentes | Artes escénicas

¿Por qué existen los años bisiestos?

Redacción | Ocio y sociedad

El Palo de Cañaguate

Aníbal Martínez Zuleta | Medio ambiente

Un poema de Álvaro Cepeda Samudio

Luis Carlos Ramirez Lascarro | Literatura

Santander y la tradición literaria

Antonio Acevedo Linares | Literatura

Grandes poemas sobre la amistad

Redacción | Literatura

Los grandes poetas de la canción vallenata

José Atuesta Mindiola | Música y folclor

Josephine Baker: una afroamericana en París

Liliana Kancepolski | Ocio y sociedad

Tres Marías

Diego Niño | Literatura

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados