Opinión

La otra pandemia de los músicos

Jorge Nain Ruiz

27/03/2020 - 05:55

 

La otra pandemia de los músicos

El tal Coronavirus, o Covid -19, ha desnudado la fragilidad de nuestra economía, ha destapado la verdadera pobreza, especialmente los niveles de informalidad, que, sin duda, se descubrirá son inmensamente superiores a los registros del Dane más recientes (46.6%).

El confinamiento obligatorio al que han recurrido nuestras autoridades para atacar la pandemia ha causado serios estragos en diversas áreas de la actividad económica, pero tal vez una de las más golpeadas es la industria del entretenimiento, y más concretamente la actividad laboral de nuestros músicos.

No se sabe cuál de las pandemias será peor para quienes decidieron escoger una profesión u oficio, de aquellos que reciben directamente el golpe de la cuarentena nacional decretada. Es muy fácil decir quédate en casa que es por el bien tuyo y el de los demás, cuando no sabes si hay las provisiones para ese confinamiento con la familia o necesitas buscar otra forma de ingreso, en razón a que vivías de lo que ganabas en presentaciones diarias o semanales, como en el caso de los músicos.

Al escribir estas líneas, apenas estamos iniciando la cuarentena obligatoria nacional, y llevábamos solo 4 días del simulacro vital en Bogotá y otras ciudades, pero les cuento que he recibido muchísimos mensajes desesperados de músicos que no saben cómo van a hacer para alimentar por estos días o meses a sus familias. Algunos le han escrito a Acinpro y a Sayco, organizaciones a las que se encuentran agremiados, en busca de apoyo y solidaridad, pero el asunto es mucho más complejo.

En una agrupación vallenata de 10 o 12 músicos, dos o tres tienen alguna solvencia económica u otro tipo de ingresos; el resto vive del día a día, como la mayoría de los colombianos, quienes no tenemos posibilidades de ahorro alguno, pero lo peor es que precisamente el artista o el deportista son a quienes tal vez les da más duro diversificar su forma de ingresos.

Estamos esperando las medidas económicas concretas de los gobernantes nacionales y locales, no solo para el gremio al que representamos en esta columna, sino para todos los colombianos y extranjeros que hoy habitan estas tierras en el momento más complejo y complicado que haya tenido la humanidad por estos tiempos.

Pero no solo debemos quedarnos esperando la ayuda del gobierno, los invito a explorar toda nuestra capacidad creativa para inventarnos una actividad que nos genere recursos urgentes que sirvan para mitigar la situación calamitosa apremiante que estamos viviendo.

Colofón: Por este medio convoco a todos y cada uno de los artistas vallenatos, con trayectoria y reconocimiento nacional, a la realización de un concierto virtual vallenato, para recaudar ayuda económica, encaminada a mitigar la situación crítica de nuestros músicos, y en especial, a los acompañantes de las distintas agrupaciones, quienes ya llevan varios días sin facturar un peso, recibo ideas sobre esta propuesta en mi correo electrónico: jorgenainruiz@gmail.com

 

Jorge Nain Ruiz

@jorgenainruiz

Sobre el autor

Jorge Nain Ruiz

Jorge Nain Ruiz

Vallenateando

Jorge Nain Ruíz. Abogado. Especializado en derecho Administrativo, enamorado del folclor Vallenato, cantautor del mismo. Esta columna busca acercarnos a una visión didáctica sobre la cultura, el folclore y especialmente la música vallenata. Ponemos un granito de arena para que la música más hermosa del mundo pueda ser analizada, estudiada y comprendida.

@jorgenainruiz

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

Si la Unesco supiera…

Si la Unesco supiera…

Diciembre llegó con su ventolera, mujeres.. Así inicia una vieja canción del maestro costeño Rufo Garrido. Ese anuncio cantado, f...

Vender a Isagén: riqueza para hoy y hambre para mañana

Vender a Isagén: riqueza para hoy y hambre para mañana

Descontento, rabia y repudio, genera esta macabra idea del gobierno, de vender una empresa que es de todos los colombianos y no de la...

Historias de vida de nuestros músicos

Historias de vida de nuestros músicos

Expresiones como “no te lo puedo creer” son las que uno exclama cuando le cuentan las historias y odiseas que viven en pleno sigl...

¿Dónde estaban las manos limpias del personero?

¿Dónde estaban las manos limpias del personero?

Desde hace un año me comencé a preparar con el propósito de participar en el concurso de méritos para elegir al próximo personero ...

La tía Ana Ávila

La tía Ana Ávila

  Debo comenzar diciendo que provengo de los Ávila una familia afrodescendiente de rancio arraigo tamalamequero, de un tronco común...

Lo más leído

Las 5 canciones más queridas de José Barros

Redacción | Música y folclor

José Barros navega en La Piragua del recuerdo

Juan Rincón Vanegas | Música y folclor

El tabaco: una historia americana

María Solórzano | Historia

Una experiencia inolvidable: Escalona en París

Clemente Arturo Quintero Castro | Música y folclor

Julio Cortázar: el mejor saxo alto

Fabio Martínez | Literatura

El Partido Conservador: “el bobo del pueblo”

Eddie José Dániels García | Historia

Más vale llegar a tiempo

Diógenes Armando Pino Ávila | Literatura

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados