Opinión

Festivales del pueblo, por el pueblo y para el pueblo

Jorge Nain Ruiz

06/10/2023 - 00:40

 

Festivales del pueblo, por el pueblo y para el pueblo

 

Por estas épocas preelectorales vale la pena recordar la célebre frase del expresidente de los Estados Unidos, Abraham Lincoln, cuando al definir la democracia en su discurso de la batalla de Gettysburg, afirmó que era “el gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo”. Creo que muchos festivales vallenatos de nuestros pueblos están aplicando taxativa o literalmente esa expresión.

Desde afuera venía escuchando las quejas de los participantes y de algunos que ya no se inscriben en festivales vallenatos, quienes aducen como razón de su deserción, lo que en sus comentarios denominan “una descarada rosca”, por solo mencionar a los más recientes (Distracción, Fonseca, Mariangola, Villanueva y La Jagua de Ibirico). La queja es la misma, hay un denominador común, el jurado está integrado por personajes del pueblo que muchas veces no reúnen las calidades para esa dignidad.

Los resultados de los concursos son localistas y no obedecen a criterios objetivos, imparciales y de calidad. En algunos ganan los familiares de los organizadores, en otros ganan los compañeros de trabajo de los miembros del jurado, ahora hasta ponen a ganar a los discípulos de los homenajeados.

Lo más triste de todo es que en la mayoría de los casos los mismos participantes ya saben lo que va a pasar y comentan entre ellos, sin embargo, abrigan la esperanza que ofreciendo parte del dinero de los premios alguno de los integrantes del jurado se pueda “torcer” es decir intentan atacar la corrupción con más corrupción.

Hacía mucho tiempo que no participaba en ningún concurso y se me dio por inscribir una canción de mi autoría en la versión 40 del Festival Folclórico, Agrícola y Minero de la Jagua de Ibirico. Al llegar a la Jagua, los primeros comentarios que escuché de mis colegas participantes es que había dos personajes del pueblo para quienes estaba diseñado el concurso, me dieron los nombres y hasta me los presentaron.

Con esa información estuve tentado a renunciar, sin embargo, me puse a analizar y no tenía sentido retirarme por esos simples rumores, considerando los gastos en que ya había incurrido, en desplazamientos, ensayos y pagos de intérpretes, me dije: mejor morir con las botas puestas.

Mi canción tenía excelentes comentarios de conocedores, una temática novedosa, una rica melodía y una interpretación impecable, sin embargo, el jurado no lo vio así en la primera ronda. No obstante, logramos pasar a la final.

En la final me di aliento y dije bueno, como hay borrón y cuenta nueva y se supone que habrá un nuevo jurado, esta vez si puede ser, vamos con toda. Cuando llegamos a la tarima oh sorpresa los mismos integrantes del jurado del día anterior, volví a considerar la idea de retirarme, pero mis acompañantes me convencieron de no hacerlo. Adivinen el resultado del concurso: primero y segundo lugar los nombres que me dieron en los rumores que escuché desde el primer día.

Colofón: En los festivales vallenatos de nuestra región pasa exactamente lo que pasa en la política de estos pueblos, si quieres ganar debes pertenecer o meterte al clan o rosca que tiene el poder o la otra opción es creando un nuevo clan que sustituya el anterior y solo se le puede competir con las mismas armas. Me he puesto a meditar y he concluido que es mejor continuar viendo los toros desde la barrera, tanto en lo uno, como en lo otro.       

 

Jorge Nain Ruiz

Sobre el autor

Jorge Nain Ruiz

Jorge Nain Ruiz

Vallenateando

Jorge Nain Ruíz. Abogado. Especializado en derecho Administrativo, enamorado del folclor Vallenato, cantautor del mismo. Esta columna busca acercarnos a una visión didáctica sobre la cultura, el folclore y especialmente la música vallenata. Ponemos un granito de arena para que la música más hermosa del mundo pueda ser analizada, estudiada y comprendida.

@jorgenainruiz

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

Gobiernos del mundo de rodillas ante el Covid 19

Gobiernos del mundo de rodillas ante el Covid 19

  Los Estados del mundo están siendo humillados por algo que, al sonido de sus aparatos militares, pudiera resultar insignificante. ...

Pensamiento sobre la política en el Cesar

Pensamiento sobre la política en el Cesar

Haciendo un recorderis de mi infancia, encuentro que desde muy niño mi diario vivir se vio relacionado con el entorno político, recue...

Diáspora y génesis afrocaribeñas (III)

Diáspora y génesis afrocaribeñas (III)

En todo el ámbito geográfico caribeño, extensión de mar calculada en 1.400.000 km2, se comparte la herencia cultural africana con s...

Traigan oro,  que de incienso estoy hasta la mirra…

Traigan oro, que de incienso estoy hasta la mirra…

Extraña fascinación produjo el mes de diciembre, desde los primeros días hasta su final el cúmulo de sensaciones que despertó, f...

Los músicos más costosos

Los músicos más costosos

  En alguna oportunidad escribí un artículo sobre lo difícil y costoso que resulta para un compositor participar en el Festival ...

Lo más leído

El Porro colombiano

Jairo Tapia Tietjen | Música y folclor

El Palo de Cañaguate

Aníbal Martínez Zuleta | Medio ambiente

Costumbres que hacen de Colombia un país único

Verónica Salas | Ocio y sociedad

Ese intruso gato azul

Guillermo Valencia Hernández | Literatura

Grandes poemas sobre la amistad

Redacción | Literatura

Los grandes poetas de la canción vallenata

José Atuesta Mindiola | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados