Moda

Los triunfos del sombrero vueltiao en la moda colombiana

Redacción

25/08/2017 - 07:00

 

Miss Colombia 2011 Catalina Robayo

Es uno de los grandes símbolos de Colombia y del folclor de la costa Caribe de Colombia. El sombrero vueltiao se ha ganado en los últimos años un espacio innegable en los lugares públicos, en los medios de comunicación y hasta en las pasarelas de moda (última escenario de un triunfo incontestable).

El camino del éxito no ha sido fácil. Sin embargo, desde que el boxeador Miguel “Happy” Lora lo hizo famoso al ser coronado campeón mundial en la categoría peso gallo en 1985, las victorias han ido multiplicándose.

En las pasarelas de Miss Colombia y Miss Mundo, el sombrero vueltiao se ha convertido en un accesorio imprescindible. La Señorita Colombia 2011, Catalina Robayo , fue una de las modelos que mejor exhibió el potencial de esta prenda en los últimos años.

Lo que en un principio se consideraba “moda étnica”- debido a sus fuertes características regionales- es hoy aceptado como moda de amplio espectro. Modelos como Carolina Cruz desfilan naturalmente con el sombrero vueltiao y lo reivindican como un accesorio natural de Colombia.

Pero los triunfos no se limitan al hecho de llevar el sombrero vueltiao sobre la cabeza –como debe ser- sino también de llegar a otras esferas de la moda. Y eso lo ha logrado el estampado tan característico del sombrero que ya puede apreciarse en bolsos, cinturones, relojes faldas y camisas.

Como suele suceder, las victorias del sombrero vueltiao en el mundo de la moda han tenido resonancia en el mundo del espectáculo. Shakira y Carlos Vives lo llevan con frecuencia para recordar su origen costeño, y otros artistas de talla internacional como Kate Perry se dejan fotografiar plácidamente con un sombrero o una mochila en sus viajes a Colombia. 

El éxito ahora tiene otras implicaciones de orden productiva. El sombrero ya no es el producto exclusivo del resguardo indígena Zenú (en el municipio de Tuchín, Córdoba), aunque sí es cierto que el auténtico se encuentra allá. Talleres de producción –muchas veces clandestinos- han florecido en otras partes del territorio nacional e incluso de otros países como China.

El reto de los próximos años es mantener el carácter local –y cordobés- de ese accesorio que no deja de crecer y seducir…

 

PanoramaCultural.com.co  

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario Autorizo el tratamiento de mis datos según el siguiente Aviso de Privacidad.

Le puede interesar

El lenguaje de la moda: términos que marcan tendencia

El lenguaje de la moda: términos que marcan tendencia

  Hace ya tiempo que llevar una chaqueta y unos pantalones pasó de moda. Ahora lo último es conjuntar un "blazer" con unos "shorts"...

El impacto del

El impacto del "Jean" en la sociedad occidental

El éxito del jean –o vaqueros– como icono sociocultural y de moda, se produce en Norteamérica en la segunda mitad del siglo XX;...

Una guayabera festivalera para el Nobel de Literatura

Una guayabera festivalera para el Nobel de Literatura

La mañana del viernes primero de mayo de 1992, día del trabajo, la modista vallenata Maritza Cabas Pumarejo confeccionó el que has...

De minifaldas, shorts, blusas ombligueras y otras prendas reveladoras

De minifaldas, shorts, blusas ombligueras y otras prendas reveladoras

  Como sujeto heterosexual perteneciente al sexo masculino, no niego que ciertas prendas que desnudan parcialmente al cuerpo femeni...

La moda y sus prácticas peligrosas

La moda y sus prácticas peligrosas

Si bien es cierto que el mundo de la moda busca realzar la belleza y adornarla de originalidad, también es cierto que provoca grandes ...

Lo más leído

El aire del bosque y otros placeres

Rosa Cintas | Medio ambiente

Llorar antes que perecer

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

El viejo traje del alcalde

Andy Romero Calderon | Opinión

Ay cosita linda, mamá

Alberto Muñoz Peñaloza | Ocio y sociedad

Azul y amarillo

Giancarlo Calderón Morón | Literatura

Héctor el Curioso

Álvaro Rojano Osorio | Ocio y sociedad

A Trumpadas se tomaron el Capitolio

Diógenes Armando Pino Ávila | Opinión

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados