Otras expresiones

“Me gustaría ver a Valledupar como una ciudad capital cultural”: Carlos Luis Liñán

Johari Gautier Carmona

10/01/2020 - 02:20

 

“Me gustaría ver a Valledupar como una ciudad capital cultural”: Carlos Luis Liñán
Carlos Luis Liñán, director de la Casa de la Cultura de Valledupar / Foto: PanoramaCultural.com.co

En su oficina, en el tercer piso de la Casa de la Cultura, Carlos Luis Liñán atiende las visitas de quienes trabajan en el sector de la Cultura en Valledupar. Todavía no está inscrito su nombre en la puerta de la oficina, hace muy poco tiempo que ha sido nombrado a la Dirección de la Oficina de Cultura, pero ya los artistas más actualizados saben a dónde encontrarlo.

El cuentero Moises Perea es uno de ellos. Mientras éste último habla de la necesidad de dar un espacio a la oralidad, y de recuperar la memoria de una parte de la sociedad vallenata, Carlos Luis Liñán escucha atentamente y toma notas. Afuera lo espera Julio Vanega, el director de una de las bandas municipales más laureadas de la costa Caribe, para transmitirle algunas sugerencias. Así es el día normal de un director de la Cultura: partido entre la necesidad de atender los distintos gremios y la urgencia de construir políticas culturales.   

Nacido en Valledupar, abogado y filósofo de formación, con una maestría en Estudios Americanos realizada en Sevilla (España), Carlos Luis Liñán se encuentra ahora en la fase preparatoria de su administración, y, sin embargo, da claras indicaciones de cuál será su estilo de liderazgo.

¿Cómo le fue anunciado este cargo en la Casa de la Cultura y cómo asume este reto? 

Fue sorpresivo. Estuve acompañando el alcalde electo en algunos procesos durante la campaña. Aclaro, no soy político. No tengo ningún caudal político. Mi familia es más bien de clase media y estamos en unos ambientes distintos. Yo vengo de la academia, vengo de realizar una labor de docente en algunos colegios y, actualmente, con la UDES. Pero me animé a acompañar el alcalde porque es joven, sé que tiene una visión de ciudad distinta. Pertenecemos a la misma generación, entonces me decidí a ayudarle, a aportar mi granito de arena, y las cosas se dieron. Fue sorpresivo.

Todos sabemos el hermetismo que el alcalde venía manejando con su gabinete y, bueno, me propuso asumir este reto y lo asumo con mucha felicidad, mucho profesionalismo, mucho compromiso, porque reconozco que las administraciones anteriores de Valledupar no han venido realizando las mejores políticas culturales. Desafortunadamente, la Cultura ha sido la cenicienta de la mayoría de las administraciones anteriores y, definitivamente, necesitamos un giro copernicano, y el hecho de que un académico esté aquí, ocupando el cargo, es una buena señal, y espero también contar con el apoyo de todos los ciudadanos, de todos los sectores, de todos los gremios, porque yo no me las sé todas. Yo reconozco que nuestro conocimiento es incompleto, que nuestro conocimiento va cambiando de acuerdo a los datos que van llegando, y que, por eso, no sabemos nada. Entonces, no me las sé todas. Estas políticas que estamos instaurando en la Casa de la Cultura son políticas de puertas abiertas: que todos vengan, todos serán escuchados, e intentaré plasmar las ideas en el plan de desarrollo y en el manejo de la Cultura municipal.

Sabemos por sus artículos periodísticos que tiene un amplio interés por el patrimonio, pero háblenos de sus otros intereses culturales. ¿Cuáles son?

Yo soy un lector apasionado. Leo de todo, crónicas, biografías, novelas. Me encanta escribir, y me encanta conocer gente, escuchar las personas, porque es mi manera de ensanchar mi forma de ver el mundo. Mi pasión es la Historia, el patrimonio histórico, pero también la cultura. También esas manifestaciones del espíritu humano, eso que hace que seamos seres humanos, porque nosotros somos los únicos seres capaces de construir Cultura, y ese cultivo es tan frágil que puede perderse. Por eso, a pesar de que soy abogado, me he interesado por estas manifestaciones del espíritu humano.

Acaba de viajar por Europa, estuvo un tiempo estudiando en Sevilla (España), cuéntenos de esta experiencia. ¿Qué le ha aportado?

Me ha aportado visión de mundo. Una visión global. Sevilla es una torre de Babel. Caminas por el barrio de los judíos y escuchas hablar a los japoneses, a los ingleses, a los franceses. Incluso en el campo universitario, estuve en la antigua fábrica de tabacos, donde está la Facultad de geografía e historia –que fue donde estudié–, y es un encuentro multicultural. Yo estudié con ocho chinos, por ejemplo. Estudié con argentinos, bolivianos, tres españoles, el único colombiano era yo. Entonces, eso me permitió comprender que somos mucho más de lo que a veces pensamos, y que estamos insertos en una cultura universal, que la globalización ha permitido que las fronteras se diluyan, que entremos en contacto con otras culturas. Esto conlleva riesgos también, porque se puede perder lo autóctono, pero, si enfocamos bien, esa globalización, esa ruptura de lo distante, podemos enriquecernos y podemos crecer como seres humanos. Por eso no comprendo movimientos como la xenofobia, el miedo a lo desconocido, el miedo al otro, porque yo también fui inmigrante, yo también fui otro, yo también fui desconocido, y mi experiencia en Sevilla fue genial, por la acogida, por comprender que somos ciudadanos del mundo.

Después de este viaje, y de haberse reintegrado en Valledupar, ¿cuáles son sus aspiraciones en la Casa de la cultura? 

Lo primero es integrar Cultura y Educación. La academia es muy importante, las universidades y los colegios deben ser un motor que impulsen la Cultura. Además, es de donde vengo. Es importante que establezcamos un plan de cultura que nos permita hacernos visibles en el mundo. Es cierto que exportamos Vallenato. Es cierto que a nivel mundial empezamos a ser reconocidos por el Vallenato, pero también es cierto que esta manifestación debe alimentarse de cultura universal. Debemos leer a Walt Wiltman, debemos leer al Quijote, a Pablo Neruda. Mire lo interesante de lo que estoy diciendo. Esto no es nuevo, ni me lo he inventado yo. La canción La Reina, que es una canción muy conocida en el Vallenato, que la grabó Diomedes, está inspirada en un poema de Pablo Neruda. Hay unas conexiones que hay que establecer, que hay que conocer, y que hay que fortalecer. Comprender que tenemos una tradición oral, una tradición de artes plásticas, y que tenemos potencial. Tenemos un potencial único.

En el municipio, hay un fenómeno -que ya lo hemos venido comentando como gobierno-, y es que Turismo, Patrimonio histórico y Cultura han sido 3 sectoriales que han estado por su lado, como ruedas sueltas. Está dentro de los planes del actual gobierno restructurar la organización de la alcaldía y del municipio para crear esa secretaría de Cultura, Turismo y Patrimonio. El ADN de Valledupar es un ADN cultural. Hace 50 años podíamos afirmar sin temor a equivocarnos que éramos agrícolas y ganaderos. Pero hoy en día, eso ha cambiado. Antes, los hijos de ganaderos querían ser ganaderos, y se iban a las fincas y se ensuciaban los pantalones, y usaban botas y sabían de ganado. Pero hoy los ganaderos quieren abogados, quieren recorrer el mundo y conocen de Cultura. Por eso, nosotros, desde lo administrativo, debemos entrar en esa dinámica de mirar el mundo y ser ciudadanos del mundo.

En términos de objetivos, ¿ya se manejan algunos? ¿O es algo que tiene que trabajarse de aquí en adelante?
He ido aterrizando algunos objetivos. He ido también realizando algunas estrategias de alianzas, porque esta oficina económicamente no es muy fuerte. Entonces, desde lo privado, es importante que se puedan establecer actividades para impulsar la Cultura, como el Banco de la República, como la Alianza Francesa, como las distintas universidades. Que podamos establecer dinámicas de sinergia donde todos impulsemos y rememos hacia el mismo lado.

Por eso, desde esta plataforma de PanoramaCultural.com.co, yo quiero hacer un llamado a todos los gestores culturales, a los artistas, músicos, cuenteros, escritores, libreros –que creo que nunca han sido integrados a un plan de Cultura–, a las personas que hacen radio, que, por favor, unamos esfuerzos. No se trata de enriquecernos, de volvernos famosos, sino que se trata de convertir Valledupar en una ciudad capital cultural, porque tenemos toda la potencialidad.

¿Cómo le gustaría ver Valledupar en cuatro años?

En 4 años, me gustaría ver a Valledupar con más lectores. Me gustaría ver a Valledupar con una conciencia frente al patrimonio, con una conciencia frente al Arte. Me gustaría ver a Valledupar como una ciudad creativa realmente, como una ciudad capital cultural, como un referente a nivel mundial de la Cultura, y que podamos dar ese salto. Que haya murales, artistas, y que podamos impulsar la economía desde lo nuestro, que es la Cultura.

 

Johari Gautier Carmona

@JohariGautier

7 Comentarios


Rafael Emiliano Molina Romero 10-01-2020 08:03 AM

Hola, no soy de Valledupar pero soy cesarense, soy del Caribe, soy colombiano y lationamericano con influencias fuertes europeas y africanas porende soy universal. Felicitaciones Doc Luis Liñan, colega, esos son los pensamientos e intenciones que de hacerse realidad transformarían nuestra socieda. Éxito

Ivonne Isabel y 10-01-2020 10:18 AM

Cómo valduparence y ciudadana del mundo me complace mucho la perspectiva del profesor Liñan. Creo que podrá darle a la casa de la cultura el lugar que merece y que muchos mandatarios le han negado. Profesor Liñan, sabe una cosa yo también quiero ver esa ciudad con la que Usted sueña. Éxitos y un abrazo fraterno

Jenny uhia 10-01-2020 02:17 PM

Mis aplausos! Excelente!

Luis Alfredo 10-01-2020 06:13 PM

La cultura es el eje transversal de la transformación social, esperamos que el joven director no se centre en minucias y más bien tenga una visión de fortalecer las dimensiones plasmadas en el plan de cultura que quedó en papel muerto del anterior gobierno. Cómo también bla gran oportunidad para la ciudad con la membresía de la Unesco de Valledupar ciudad creativa de la música, no lo tiene en su mirador. Ojalá no sea de esos que actúan con retrovisor

Martha Villazón 10-01-2020 08:00 PM

No lo conozco pero por sus respuestas sé que hará una excelente labor en la casa de la cultur

Marco Tovar Villazón 11-01-2020 12:19 AM

Hola, buenas noches muy buen pensamiento y gran visión que tiene para está tierra hermosa como lo es mi Valle del alma, Dios ponga en su corazón muchas sabiduría y ilumine sus pensamientos. Me encantaría ver también a mi Valle un ejemplo de cultura ante el mundo.

Rafael Ramón Ustariz Peñaloza 11-01-2020 03:25 PM

Me parece que nuestro Alcalde se anoto un hit, al designar como director de la casa de la cultura al dr Liñan Pitre, una persona con los pies en el suelo, pulcra, idónea y muy bien preparado, además como el mismo lo anota no esta untado de esa política, que es la que tiene a nuestros pueblos en la hecatombe en que se encuentra, DIOS permita que los planteamientos y las grandes ideas con que llega el nuevo director se las permitan realizar a cabalidad.... Buen viento y buena mar.. Dr Liñan....!!!

Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

Gran serenata bajo el Palo e’ mango de la Plaza Alfonso López

Gran serenata bajo el Palo e’ mango de la Plaza Alfonso López

Con un acto alegre donde brillaron los cantos, versos y añoranzas, se celebraron los 75 años del mítico palo e´ mango de la plaza A...

El balcón de Ustariz y sus 300 años de historia

El balcón de Ustariz y sus 300 años de historia

A escasos metros de la plaza Alfonso López, en la carrera 5, la casa de los Ustariz se erige como uno de los grandes símbolos del cen...

La historia del Santo Ecce Homo, el patrono de Valledupar

La historia del Santo Ecce Homo, el patrono de Valledupar

Al igual que la Sirena del río Guatapurí, el patrono de la ciudad de Valledupar –El Santo Ecce Homo– tiene sus mitos y sus mister...

Los 70 años del Colegio Nacional Loperena

Los 70 años del Colegio Nacional Loperena

El Colegio Nacional Loperena representa todo un acervo cultural para Valledupar y el Cesar, grandes líderes de todos los campos han eg...

Carlos Eduardo Correa: “Queremos devolver el río a la ciudad”

Carlos Eduardo Correa: “Queremos devolver el río a la ciudad”

Los cambios que la ciudad de Montería ha experimentado en los últimos años son para muchos expertos en urbanismo el ejemplo de que...

Lo más leído

El chocolate: otra gran historia americana

José Luis Hernández | Historia

Historia de un mestizaje en la Alta Guajira

José Trinidad Polo Acuña y Diana Carmona Nobles | Pueblos

La pelea del siglo

Alberto Muñoz Peñaloza | Ocio y sociedad

La historia de la arepa de huevo en Luruaco-Atlántico

Álvaro Rojano Osorio | Gastronomía

Soy, de Leandro Díaz

Gustavo Martínez Rubio | Música y folclor

Un “Drama provinciano” que nunca culmina

Juan Rincón Vanegas | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube

Enlaces recomendados