Artes escénicas

“La improvisación es esencial para todos los actores”: William Morón

Redacción

26/05/2015 - 05:20

 

William Morón frente a una obra de Walter Arland / Foto: Archivo PanoramaCultural.com.co

Nació en el teatro y morirá en el teatro. William Morón se desvive por la actuación y el drama. Se le conoce especialmente por “El velorio” o “La rezandera”, monólogos que crecieron como él y fueron impregnándose de los cambios del entorno.

Tras un tiempo alejado de los escenarios, el actor volvió a presentarse en Valledupar, en Maderos Teatro y en la inauguración de la exposición El Grito II, y en esas reapariciones quedó patentada la felicidad que siente al encontrarse con el público.

En esta entrevista concedida a PanoramaCultural.com.co, William Morón revela lo que une a las artes escénicas y lo que le inspira a la hora de representar un personaje.

¿Cómo nació El Velorio?

Yo vengo de un estrato totalmente popular y ese velorio lo veía en mi familia, en mis tías, en mi mamá, en el pueblo de Urumita Guajira.  Cuando empecé a estudiar a fondo el teatro y sus técnicas, me dije “ahí está”. Lo mismo con “La rezandera”, me inspiré de mi mamá. Ella era la gran rezandera de Urumita.

¿En qué años escribió las obras El velorio y La rezandera?

Los escribí como en la década de los 80. Los presenté en el año 82 para una semana cultural en la Casa de la Cultura Cecilia Caballero de López y, desde entonces, ha seguido y sigue vigente.

En la reciente presentación de El velorio en Maderos Teatro integró personajes como Obama, Shakira o Raúl Castro. Es prueba de que la obra se actualiza constantemente…

Con El Velorio quise hacer una obra donde mezclaría el teatro del absurdo con el realismo. El velorio es realista porque se asemeja a cualquier velorio de la costa Caribe, pero quise también ponerle lo fantasmagórico, lo mágico de Gabo.

Por otra parte, lo absurdo es que una señora de estrato popular se encuentre con esos personajes tan distinguidos y hable con ellos. Eso también es una técnica de cómo poner a trabajar al público.

¿Cuánto hay de improvisación en sus monólogos?

En un monólogo utilizo mucho la improvisación. Lo más bello de la Comedia del Arte fue que ellos no tenían un libreto fijo, y los actores podían ir improvisando. Es el caso de Pantaleón o la Colombina, pero también Molière unos minutos antes de montar una obra ya estaba improvisando. Yo no quiero dejar la improvisación. La improvisación es esencial para todos los actores.   

Se le concede el título de cuentero pero también de actor de teatro, pero qué faceta le caracteriza especialmente.

Yo comencé a escribir cuentos muy tarde, en el año 2000. Soy una persona que nací en el teatro, y moriré en el teatro. El teatro es la vida propia del hombre. Yo no me voy a poner a escribir cuentos, no. A mí me gusta representar al personaje que vive en ese cuento y el cuento que presento lo vi en mi mamá, en mis tías, en mis antepasados.

Usted cultiva mucho el cuento oral, ¿existe una diferencia entre cuento oral y el teatro?

Están ligados. Lo que tenemos la gente del Caribe es que somos muy expresivos en cuanto al hablar. Va ligada la expresión oral con la expresión corporal. El cuento no puede quedarse en la simple expresión oral.

Ahora que acabo de hacer La Rezandera, me llamó una mujer del público y me dijo “igualita a mi madrina cuando está rezando”. La noche pasada que presenté la obra “El velorio” me hizo recordar a otro velorio en Chiriguaná y no sabía si ponerme a reír o a llorar. Entonces, todos estos elementos tienen que ir ligados para que le llegue a la gente.

 

PanoramaCultural.com.co 

0 Comentarios


Escriba aquí su comentario

Le puede interesar

Un festival para resaltar la Danza como eje de transformación social

Un festival para resaltar la Danza como eje de transformación social

La Danza –al igual que las demás expresiones culturales de la región- ayudan a crear un profundo diálogo social y educativo. El me...

Los 150 años de Stanislavski

Los 150 años de Stanislavski

El 17 de enero del 2013 se cumplirán 150 años del natalicio del que, para muchos, incluyéndome, es el padre de los actores profesion...

‘Cuando la luna hace ruido’, obra teatral que hermana a Colombia y México

‘Cuando la luna hace ruido’, obra teatral que hermana a Colombia y México

  Durante el año 2016, parte del colectivo mexicano ‘Gitanos Teatro’ realizó una residencia artística en uno de los puntos m...

La danza como ritual de resistencia identitaria

La danza como ritual de resistencia identitaria

  En enero de 2015, milicianos y milicianas kurdas de las YPG/YPJ celebran la victoria en Kobanê danzando sobre los escombros de l...

Convocatoria para el 5º Festival Internacional de Danza Tradicional en Valledupar

Convocatoria para el 5º Festival Internacional de Danza Tradicional en Valledupar

La Fundación Reyes y Juglares Vallenatos llevará a cabo el 5º Festival Internacional de Danza Folclórica adscrito al Circuito folcl...

Lo más leído

Salud mental y víctimas de la tragedia de Armero

Mónica Fernández | Ocio y sociedad

La independencia de Cartagena

Redacción | Historia

El “ahogao” más diligente

Alberto Muñoz Peñaloza | Opinión

Calixto Ochoa Campo: de corregido a Maestro

Juan Cataño Bracho | Música y folclor

Marta Arredondo: una diseñadora con identidad Guajira

Fabrina Acosta Contreras | Ocio y sociedad

Ruta cantinera de pueblo en pueblo

Edgardo Mendoza | Ocio y sociedad

El vallenato entró por Mompox

Alfonso Osorio Simahán | Música y folclor

Síguenos

facebook twitter youtube